Publicado 27/10/2020 10:58CET

El Ayuntamiento inicia las obras de dos nuevos ascensores en el barrio bilbaíno de Irala para mejorar su accesibilidad

Infografía de los dos ascensores que se ubicarán en Irala.
Infografía de los dos ascensores que se ubicarán en Irala. - AYUNTAMIENTO DE BILBAO - Archivo

Los elevadores, presupuestados en 793.000 euros, eliminarán las barreras arquitectónicas existentes

BILBAO, 27 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Bilbao ha iniciado las obras de instalación de dos nuevos ascensores en el barrio de Irala, dos elevadores que
dotarán de accesibilidad universal a la calle Andrés Isasi, entre Irala y Batalla de Padura, y en los que el Consistorio invertirá un total de 793.000 euros.

La mejora de la accesibilidad en el barrio de Irala se logrará con la instalación de dos ascensores verticales panorámicos, que salvarán unos desniveles de 3,5 metros y 3,3 metros respectivamente y eliminarán las barreras arquitectónicas existentes, según ha indicado el Consistorio bilbaíno en un comunicado.

Actualmente el tramo de la calle Andrés Isasi, comprendido entre las calles Batalla de Padura y la propia calle Irala, cuenta con varias tramadas de escaleras tanto en el lado de los pares como el de los impares, con sendas guías para carros.

En actuaciones anteriores, el Consistorio ya había trabajado, ha recordado, en la mejora de la accesibilidad del barrio con la ejecución de un ascensor desde Avenida del Ferrocarril hasta la calle Batalla de Padura.

Por ello, la accesibilidad tendrá continuidad con la instalación de estos dos nuevos elementos mecánicos, cuyas cabinas contarán con capacidad para trece personas. Las citadas cabinas serán acristaladas para permitir la visibilidad desde el exterior en cualquier punto del recorrido.

SISTEMA DE VIGILANCIA

Además, los ascensores estarán dotados de un sistema de vigilancia en tiempo real y se instalarán barandillas de protección en la salida de los mismos. También se instalarán pasamanos en todas las escaleras y rampas del resto del ámbito de actuación.

La totalidad de los elementos urbanos retirados con motivo de los trabajos serán asimismo recolocados y se reacondicionarán las zonas verdes afectadas. Las obras, que arrancan esta semana, tendrán una duración de 7 meses y cuentan con un presupuesto de 793.000 euros.

Contador

Para leer más