Publicado 28/07/2022 18:10

Un total de 150 ambulatorios de Osakidetza sufrirán reducciones de horario, cierres o recortes de personal este verano

Archivo - Concentración contra el cierre del PAC de Deusto (Bilbao) en horario nocturno (archivo)
Archivo - Concentración contra el cierre del PAC de Deusto (Bilbao) en horario nocturno (archivo) - EUROPA PRESS - Archivo

EH Bildu advierte de que tras estos datos "subyace la voluntad de debilitar el sistema sanitario público"

VITORIA, 28 Jul. (EUROPA PRESS) -

Un total de 150 centros de salud, ambulatorios y consultorios de Atención Primaria de Osakidetza sufrirán reducciones de horarios, cierres totales o parciales o serán atendidos únicamente por personal de enfermería hasta el próximo 22 de septiembre, según se recoge en una respuesta parlamentaria del Departamento de Salud a EH Bildu, dada a conocer por la propia coalición.

La parlamentaria Rebeka Ubera ha denunciado, a través de un comunicado, que estos datos "confirman los importantes recortes" sobre los que la formación soberanista viene advirtiendo en las últimas semanas en el Servicio Vasco de Salud-Osakidetza.

EH Bildu ha destacado que la información remitida por la consejera de Salud, Gotzone Sagardui, al Parlamento Vasco, en respuesta a una pregunta en torno a este asunto, constata que 150 de los 335 centros de salud, ambulatorios y consultorios de Atención Primaria "van a sufrir recortes entre el 22 de junio y el 22 de septiembre".

En la mayoría de los casos --según apunta EH Bildu-- se trata de reducciones de los horarios de atención, pero también hay 47 centros que van sufrirán "cierres totales o parciales" (en
Galdakao-Barrualde, Tolosaldea, Goierri-Alto Urola y Donostialdea), y otros 18 que serán atendidos "solo por Enfermería, sin presencia de médicos (16 en Galdakao-Barrualde y dos en Goierri-Alto Urola).

"RECORTES NOTABLEMENTE MAYORES"

"En definitiva, Gotzone Sagardui está admitiendo que sí hay recortes", ha afirmado Ubera, para reconocer que "es cierto que esta situación se ha hecho habitual cada verano", pero ha alertado de que "este año los recortes son notablemente mayores".

La parlamentaria ha advertido de que "lo que está pasando es especialmente grave, porque la Atención Primaria ya venía tocada antes de la pandemia, y ahora está aún más debilitada".

A su juicio, tras lo que está ocurriendo en Osakidetza "subyace la voluntad de debilitar el sistema sanitario público". "Al final es la ciudadanía la que sufre las consecuencias, porque los máximos responsables de Salud y Osakidetza están tratando a la gente no como personas, sino como simples números", ha criticado.

Más información