Actualizado 07/01/2009 14:13 CET

Las bolsas de trabajo para 200 puestos temporales en el Ayuntamiento de Mérida estarán listas a finales de enero

Los 14 nuevos policías locales tomarán posesión de su cargo mañana tras superar el proceso de selección "más ágil de la historia" del consistorio emeritense

MÉRIDA, 7 Ene. (EUROPA PRESS) -

Las bolsas de trabajo para acceder a 200 empleos "coyunturales" en el Ayuntamiento de Mérida estarán listas a finales de este mes por "orden específica" del Gobierno local, según confirmó hoy el concejal de Personal y Recursos Humanos, Juan Espino.

Estas plazas, con contratos que no superarán los tres o seis meses de vigencia, están respaldadas con una cuantía de 2,5 millones de euros de fondos municipales, y su creación responde al interés del consistorio emeritense por atender las "necesidades" de los colectivos "más vulnerables" ante los "efectos de la crisis".

En palabras de Espino, el aumento del paro, provocado por la actual coyuntura económica, "no es una menudencia" para el ayuntamiento de la ciudad y "mucho menos para un gobierno de izquierdas, cuya obligación es buscar soluciones ante el desempleo", comentó.

A pesar de esta afirmación, el delegado de Personal reconoció que "no todo ha sido perfecto" en la puesta en marcha de estas bolsas de empleo municipal, que han sufrido "ciertos retrasos", como consecuencia de la "dificultad" de gestionar más de 10.000 solicitudes, sobre 30 categorías distintas y con 30 tribunales diferentes, indicó.

Juan Espino hizo estas declaraciones hoy en una rueda de prensa, convocada con motivo del análisis de las actuaciones que la Delegación de Personal del Ayuntamiento de Mérida ha llevado a cabo en 2008 y durante la que, además, se abordaron algunas de los proyectos que esta área municipal desarrollará a lo largo de este nuevo período.

OFICINA DE ORIENTACIÓN

Como consecuencia de la creación de estos 200 puestos de trabajo temporal, así como de otros empleos de carácter público, hasta 725, que se generarán a cargo del Fondo Estatal de Empleo y a partir de proyectos, como el Plan Urban, entre otros, el consistorio emeritense ha decidido dar luz verde a la puesta en marcha de una Oficina Municipal de Información y Orientación laboral.

Según indicó Espino, esta iniciativa permitirá que los ciudadanos interesados en acceder a la oferta pública de empleo podrán conocer "de manera detallada" las distintas vías de acceso a este tipo de plazas y podrán contar con un servicio de información "personalizado" para solventar sus posibles dudas al respecto.

Esta oficina, dijo, es uno de los proyectos que la delegación que preside "impulsará decididamente" en este año, aunque aún no confirmó la fecha en la que iniciará su funcionamiento.

PROCESO "MÁS ÁGIL DE LA HISTORIA"

Por otro lado, Espino informó hoy de que los 14 nuevos agentes de la Policía Local, que recientemente culminaron un proceso de selección ligado a la convocatoria de una oferta pública que el consistorio de la capital autonómica aprobó hace cuatro meses, tomarán posesión de sus cargos mañana.

Según Espino, este proceso de selección es el que se ha ejecutado con "más agilidad y rapidez en toda la historia del Ayuntamiento de Mérida" y, al mismo tiempo, "el primero en el se ha guardado el anonimato de los aspirantes, para garantizar la imparcialidad del proceso", aseguró.

"Otras veces, primero se hacían los exámenes y luego se guardaban en una caja, para corregirse después de tres meses; en esta ocasión todas las pruebas se han corregido en la misma jornada, y los resultados se han publicado el mismo día de las pruebas en el tablón de anuncios", señaló el edil.

En cuanto a la, a su parecer, "absurda polémica" que despertó la composición del tribunal que seleccionó a los aspirantes a estas plazas, Espino concretó que finalmente dicho órgano de selección "no estuvo presidido por el alcalde ni por ningún otro cargo político, sino por un funcionario".

En definitiva, afirmó, el tribunal de selección "se caracterizó por la transparencia y la objetividad" y desarrolló su labor "de forma muy escrupulosa y con mucha profesionalidad", dijo Espino.

JUBILACIÓN PARCIAL

Al margen de lo anterior, el edil confirmó que seis trabajadores municipales han presentado sus respectivos expedientes para acceder a una jubilación parcial, método que el ayuntamiento quiere utilizar para "incentivar la incorporación de nuevos trabajadores", apuntó.

Asimismo, anunció que el proceso de funcionarización de 230 trabajadores que son personal laboral fijo en el consistorio emeritense iniciará en "antes de que finalice el primer semestre de 2009".

Recordó que dicho proceso estará supervisado por una Comisión Técnica, compuesta por técnicos municipales y representantes de los trabajadores, y que se creó en el último trimestre del año anterior, como un "compromiso" del Gobierno local con la "transparencia" del procedimiento.

CONVENIO CON SINDICATOS

Durante su intervención, Espino se refirió, además, al acuerdo entre el ayuntamiento de la ciudad y las centrales sindicales, rubricado en abril de 2008.

Este acuerdo, recalcó, "permitió recuperar, después de muchos años, las negociaciones con los sindicatos y un clima de diálogo lógico" entre la administración local y los trabajadores.

En base a este convenio, explicó, se han efectuado ajustes retributivos que han permitido "recortar en un 10 por ciento las diferencias salariales entre el personal funcionario del ayuntamiento y el de la Junta de Extremadura". El "recorte" de estas "diferencias" será de un 5 por ciento en 2009, como consecuencia de la "situación económica", anunció.

PLANTILLA "DESCOMPENSADA"

El delegado de Personal hizo mención, también, a la "descompensación" que sufre la plantilla laboral fija del ayuntamiento emeritense, compuesta por un total de 687 trabajadores.

Según indicó, "hay servicios que están súper dotados de personal, mientras que otros, especialmente los que son de atención directa a los ciudadanos, son deficitarios en recursos humanos".

Esta situación es, a su juicio, una "hipoteca" que el actual Gobierno local heredó de sus antecesores en el cargo. "Tenemos categorías de profesionales que no tienen sentido en el ayuntamiento, y nos las tenemos que comer con patatas", afirmó.

No obstante, avanzó que la intención del equipo de gobierno de Ángel Calle es la de "equilibrar la plantilla, para que sea más racional", concluyó.