El Festival de Mérida cierra con 104.478 espectadores en el teatro romano y un superávit de 625.000 euros

Actualizado 29/08/2019 14:45:11 CET
Jesus Cimaro con los representantes políticos en el balance del Festival
Jesus Cimaro con los representantes políticos en el balance del Festival - JUNTA

MÉRIDA, 29 (EUROPA PRESS)

El Festival Internacional de Teatro Clásico de Mérida ha cerrado su edición número 65 con un total de 182.016 asistentes a sus espectáculos y actividades, lo que supone un incremento del 3,66% respecto a 2018, de los cuáles 104.478 acudieron a las representaciones en el teatro romano de la capital extremeña, cifra muy similar a la del año pasado (+0,07%).

En el apartado económico, el festival ha cosechado unos ingresos en taquilla de 2.168.849 euros, que supone unos 40.000 euros menos que el año pasado, según ha achacado su director, Jesús Cimarro, al cada vez mayor volumen de localidades en venta anticipada, que este año se ha aproximado a las 30.000, y que tienen un descuento del 30 por ciento.

No obstante, los ingresos por taquilla, a falta del cierre definitivo de las cuentas que se presentará en unas semanas, rondará los 625.000 euros, que contribuirán a saldar la deuda que aún mantiene el festival del periodo anterior a la llegada de Cimarro, y que quedará completamente saldada en dos años.

Unas cifras que, según ha señalado Cimarro en el balance informativo del certamen que finalizó el pasado domingo, avalan el modelo de gestión de un festival que se sitúa, ha destacado, como uno de los eventos culturales más relevantes del país y uno de los festivales de teatro más relevantes de Europa.

En esta línea, el presidente de la Junta, Guillermo Fernández Vara, ha calificado la labor de Cimarro al frente del festival los últimos ocho años como "de excelencia", en tanto que "no hay ningún hecho en Extremadura que tenga la notoriedad que tiene" el certamen de teatro.

CUATRO ESCENARIOS ROMANOS

La programación del festival se ha prolongado durante casi dos meses (del 27 de junio al 25 de agosto), en los que se han desarrollado actividades y representaciones en cuatro espacios romanos -Mérida, Medellín, Regina, Cáparra y en la extensión bianual de Madrid-, en el Museo Nacional de Arte Romano, el Museo Romano de Lisboa, en distintos lugares al aire libre de la capital extremeña o en la propia sede del festival.

Hasta en 28 ocasiones se ha colgado el cartel de 'no hay localidades'. Catorce veces en el Teatro Romano de Mérida, la mayoría de ellas en las once representaciones de 'Metamorfosis', tres en las extensiones de Cáparra y Medellín y once llenos en el Off Agusto en Mérida.

El caso de la obra protagonizada por Concha Velasco ha supuesto "un éxito de público sin precedentes", que tuvo que añadir un día de función a las diez inicialmente programadas debido a la demanda y registrando finalmente once llenos en sus once funciones.

Cimarro ha destacado el "impacto directo" que tiene el certamen sobre el sector turístico de la ciudad, que registró un incremento del 19,8 por ciento en el número de turistas que visitaron la ciudad durante el puente de agosto.

Además de las representaciones en Mérida, se han vuelto a programar espectáculos en los teatros romanos de Medellín, con 2.865 espectadores en esta edición; y Regina, con 511. Este año se ha dado continuidad a la extensión del yacimiento de Cáparra, que ha registrado 2.733 espectadores, un 4,8% más que el año pasado.

CERTAMEN INCLUSIVO

De todos los espectadores que asistieron a las funciones de los cuatro espacios escénicos, 97 se han visto beneficiados por las medidas de accesibilidad para personas con dificultades visuales o auditivas, y 130 espectadores han utilizado los espacios reservados para personas con movilidad reducida.

Esta edición ha sido además "la más inclusiva", con la participación de más de 250 figurantes de colectivos de inclusión en la ópera Sansón y Dalila y la programación de la obra de teatro Afrodita en el Templo de Diana representada por actores invidentes o con dificultades visuales graves.

En cuanto a la repercusión mediática del certamen, se han contabilizado un total de 8.337 noticias, con 174 piezas, reportajes y entrevistas en televisión; 193 cortes e intervenciones en radios; 1.827 recortes de prensa escrita; y 6.143 impactos online. Con ellos, el impacto publicitario de esta repercusión mediática está valorado en 49.329.004 euros, un 8,8% más que en la pasada edición, según las agencias de seguimiento Kantar Media y Eprensa.

Más allá de los resultados económicos, Cimarro ha querido agradecer el trabajo realizado por el personal que trabaja en el certamen, así como a los emeritenses, los extremeños y al público que "con su aplauso y su amor al teatro contribuyen a la continuidad del festival".

Al respecto, ha señalado que en estos ocho años al frente del mismo se ha "logrado revertir la situación preocupante" en la que se encontraba, en relación a su situación económica y una deuda que "hoy es historia", ha dicho Cimarro, si bien posteriormente ha ratificado que aún restan dos ejercicios para saldar completamente el préstamo solicitado.

CONCURSO DE GESTIÓN PARALIZADO

Preguntado por la situación del concurso convocado para la gestión del certamen a partir del próximo año, cuya edición sigue pendiente de la resolución de los recursos presentados por otras dos empresas que han presentado una oferta para hacerse con las riendas del Festival, Cimarro ha declinado hacer declaraciones al respecto por ser "parte" del proceso.

Sobre esta cuestión, el presidente extremeño ha señalado que "es algo que empieza a ser frecuente", en relación a la presentación de recursos a los procesos de adjudicación, si bien ha matizado que esta es una consecuencia de vivir en un país "profundamente democrático" en el que la gente es "libre" para recurrir procesos administrativos. "Puede uno no entenderlo, pero tiene que aceptarlo", ha señalado.

En todo caso, ha dicho que se intentará "resolver cuanto antes todos los incidentes que están surgiendo" para poder preparar con tiempo la edición del próximo verano. Los servicios jurídicos estudian si estos recursos podrían suponer la suspensión del certamen, ante lo que ha señalado que su opinión es que no.

Fernández Vara ha defendido nuevamente la fórmula de gestión del certamen, que es la única que permite, ha dicho, la ley de contratación del Estado para las características del festival, que utiliza espacios públicos, por lo que considera que el concurso es "la única vía" posible, ante lo cual ha deseado que "nadie lo utilice de forma torticera".

Para leer más