Publicado 30/10/2020 13:50CET

Las primeras jornadas de estado de alarma y toque de queda transcurren con normalidad y sin incidentes en Baleares

Personas sentadas en un banco en el Parque de Sa Riera.
Personas sentadas en un banco en el Parque de Sa Riera. - EUROPA PRESS - Archivo

Inspectores y cuerpos de seguridad están alerta ante posibles incumplimientos durante el fin de semana y la organización de fiestas de Halloween

PALMA DE MALLORCA, 30 Oct. (EUROPA PRESS) -

Las primeras jornadas de estado de alarma y toque de queda en Baleares están transcurriendo con normalidad y sin incidentes destacables en Baleares, según han informado a Europa Press fuentes de la Conselleria de Administraciones Públicas y Modernización.

Las mismas fuentes han explicado que el Govern, a través de la Dirección General de Emergencias e Interior, está asumiendo las labores de coordinación de control de las restricciones a través del cuerpo de inspectores y la recepción y centralización de la información aportada por los distintos cuerpos y fuerzas de seguridad.

Así, mientras que la actuación del cuerpo de inspectores del Govern se centra, por ejemplo, en el control de los horarios y aforos de los comercios y locales de restauración, las policías controlan, entre otras cuestiones, la presencia de personas en las calles en los horarios permitidos o el uso de mascarillas.

En todo caso, según han añadido, la concreción de las actuaciones en número de actas, denuncias o sanciones es más larga por el proceso de recepción y tratamiento de esta información aunque, han señalado, el contacto y las reuniones de coordinación son periódicas.

Además, han advertido, tras los primeros días de relativa tranquilidad entre semana, los operativos están preparados ante un incremento de la actividad y los incumplimientos a lo largo de este fin de semana y las posibles organizaciones de fiestas de Halloween.

Cabe recordar que tras la declaración del estado de alarma por parte del Gobierno central en todo el territorio del Estado y un primer toque de queda de 23.00 a 06.00 horas, el Govern, a petición del sector de la restauración y tras las reclamaciones de la oposición, lo retrasó a la medianoche al día siguiente.

Igualmente, ante el incremento de contagios en Manacor e Ibiza, la Conselleria de Salud y Consumo estableció el confinamiento perimetral de la localidad mallorquina y ha adelantado a las 22.00 horas el inicio del toque de queda en Ibiza.