Ban destaca la participación "amplia y pacífica" en las elecciones parlamentarias en Sri Lanka

Publicado 19/08/2015 2:38:49CET

MADRID, 19 Ago. (EUROPA PRESS) -

El secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki Moon, ha aplaudido este martes la celebración de elecciones parlamentarias en Sri Lanka, destacando que las mismas han contado con una participación "amplia y pacífica".

En su comunicado, ha felicitado al presidente, Maithripala Sirisena, por "haber fomentado un proceso inclusivo" y al comisario electoral "por sus esfuerzos ejemplares para garantizar el derecho al voto de la población".

Asimismo, ha animado al nuevo Gobierno "a hacer nuevos progresos en la buena gobernanza, la rendición de cuentas y la reconciliación", recalcando que espera trabajar con Sirisena, el primer ministro y el Gobierno "para lograr prosperidad y una paz duradera".

El Partido Nacional Unido (UNP), en el poder en Sri Lanka, se ha impuesto en las elecciones generales, según los resultados finales publicados este martes, lo que le deja en una posición para formar un gobierno estable tras ocho meses de gobernar en minoría.

El partido de centro-derecha del primer ministro, Ranil Wickremesinghe, ha logrado 106 escaños, siete menos de los necesarios para la mayoría, según responsables electorales. No obstante, éste debería ser capaz de controlar el Parlamento con el apoyo de los aliados del presidente.

Por su parte, la alianza opositora liderada por el expresidente Mahinda Rajapaksa ha logrado 95 escaños, lo que le impedirá su vuelta al poder.

"Os invito a todos a unir nuestras manos", ha declarado Wickremesinghe, de 66 años, en un comunicado. "Construyamos juntos una sociedad civilizada, construyamos un gobierno de consenso y creemos un nuevo país", ha reclamado tras ganar las elecciones.

El resultado es un triunfo para Sirisena, quien se impuso a su antiguo aliado Rajapaksa en las elecciones presidenciales en enero y convocó elecciones parlamentarias anticipadas para garantizar un mandato fuerte que permita realizar reformas.

Su victoria en las urnas desencadenó multitudinarias celebraciones en las calles, pero en esta ocasión Colombo ha permanecido tranquilo. La derrota de Rajapaksa mantendrá a Sri Lanka en su senda de país no alineado en política exterior y relajará sus lazos con China, que durante su mandato bombeó millones de dólares para intentar convertir la isla en un puesto de avanzada marítimo.

Para leer más