Detenidos tres iraquíes que planeaban un atentado islamista en Alemania

La Policía alemana en la mezquita As Sahaba en Berlín
REUTERS / FABRIZIO BENSCH - Archivo
Actualizado 30/01/2019 14:53:30 CET

WIESBADEN (ALEMANIA), 30 Ene. (DPA/EP) -

Tres iraquíes han sido detenidos en el norte de Alemania a primera hora de este miércoles por planear presuntamente un ataque terrorista de motivación islamista, según han informado las autoridades germanas.

Mientras planeaban el ataque, uno de los hombres, identificado como Shahin F., de 23 años, se descargó información sobre la construcción de bombas y solicitó un interruptor de ignición a Reino Unido. Además, recibió lecciones para conducir un camión porque los tres planeaban usar este vehículo para el ataque, según los fiscales.

Otro de los sospechosos ha sido identificado como Hersh F., también de 23 años. Este y Shahin F. están acusados de planear un ataque grave. El tercer detenido, Rauf S., de 36 años, está acusado de darles asistencia después de haber intentado conseguirles un arma.

Los investigadores han indicado que los tres estaban motivados por principios islamistas. Los tres han sido arrestados en la región de Dithmarschen, en el estado de Schleswig-Holstein a primera hora de la mañana. La Policía también ha registrado domicilios en el estado de Mecklenburgo-Pomerania Occidental (norte) y en el de Baden-Wuerttemberg (sur), si bien en ellos no se han realizado detenciones.

Un vecino ha contado que los tres vivían en la comunidad desde hacía medio año, mientras que otro ha asegurado que "los iraquíes eran muy simpáticos y educados". "Siempre decían 'hola' e iban siempre bien vestidos", ha precisado.

Los sospechosos no tenían un objetivo específico en mente antes del arresto, según los fiscales. Tampoco está claro si eran miembros de alguna organización terrorista establecida. El semanario 'Der Spiegel' ha informado de que los tres habían recibido algún tipo de asistencia a través de Telegram.

Según este medio, habían comenzado a reunir material explosivo de petardos. Además, uno de los sospechosos habría dicho que tenían planes de matar a cuantos más "infieles, pero no niños", posible.

Contador