Actualizado 08/09/2009 21:20 CET

Georgia/Turquía.- Liberado el capitán de un carguero turco detenido en Georgia por intentar enviar combustible a Abjazia

TIBLISI, 8 Sep. (EUROPA PRESS) -

El capitán turco de un carguero gestionado por una empresa del mismo país, que fue detenido el mes pasado en Georgia por presuntamente intentar enviar combustible a la región separatista georgiana de Abjazia, ha sido liberado, según anunció hoy un tribunal georgiano.

El juez del tribunal de apelaciones de la localidad de Kutaisi ha revocado la decisión inicial de otro tribunal que condenaba a Mehmet Coskun Öztürk a 24 años de prisión y a tres de libertad condicional. Finalmente, ha sido puesto en libertad tras pagar una fianza de 30.000 laris (más de 12.000 euros). Otros 17 tripulantes --turcos y azeríes-- fueron liberados este sábado.

Su liberación se produce tras la reunión que mantuvieron hoy en Georgia el presidente de este país, Mijail Saakashvili, y el ministro de Asuntos Exteriores turco, Ahmet Davutoglu. El ministro de Exteriores georgiano, Grigol Vashadze, declaró al portal de noticias Civil.ge que fue durante dicho encuentro cuando se tomó la decisión.

La sentencia anterior, dictada el pasado 31 de agosto, declaraba a Öztürk culpable de contrabando y de violar el embargo impuesto por el Gobierno georgiano a Abjazia y a la otra región secesionista, Osetia del Sur, tras la guerra que mantuvo el año pasado con Rusia.

Los equipos guardacostas georgianos detuvieron el barco, de bandera panameña, a finales del pasado agosto, mientras se dirigía a Abjazia. Las autoridades georgianas han dicho que tanto el carguero como el petróleo y el diesel que llevaba seguirán "en manos del Estado" en lugar de ser devueltos a la empresa que lo gestiona.

Según los guardacostas, éste es el cuarto barco que interceptan este año. Los otros tres se subastaron este martes, señaló la agencia de noticias georgiana Black Sea Press. Ante esta situación, Abjazia, cuyo litoral y fronteras 'de facto' con el resto de Georgia están controladas por el Ejército ruso, ha amenazado con destruir los barcos georgianos.