Jonathan condena el "vil ataque" en Kano y asegura que el Gobierno "hace todo lo que puede"

Actualizado 04/07/2015 20:04:47 CET

KANO, 17 Sep. (Reuters/EP) -

El presidente de Nigeria, Goodluck Jonathan, ha condenado el "vil ataque" perpetrado este miércoles por la secta islamista Boko Haram contra una facultad de Educación de Kano, en el norte del país, y ha asegurado que su Gobierno "está haciendo todo lo que puede" para garantizar la seguridad.

"El Gobierno sigue haciendo todo lo que puede para fortalecer aún más la capacidad de nuestras fuerzas de seguridad para llevar la guerra contra el terrorismo a un final exitoso y proporcionar mayor seguridad en todo el país", ha dicho en un comunicado.

Alrededor de las 15.20 (hora local) hombres armados, cargados con explosivos, han irrumpido en el centro académico y han abierto fuego contra los estudiantes mientras éstos intentaban huir, según ha informado el diario nigeriano 'The Punch'.

El comisario de Policía de Kano, Aderinle Shinaba, ha revelado que, tras el intenso tiroteo, han irrumpido en una sala de conferencias y dos asaltantes se han inmolado. "Había otro insurgente que llevaba un AK-47 y más explosivos", ha dicho, explicando que un agente ha conseguido dispararle antes de que activara la bomba.

"Hasta ahora, hemos confirmado 15 muertos y 34 heridos que están recibiendo atención médica en un hospital", ha indicado el jefe de Policía, explicando que entre los fallecidos están los terroristas suicidas.

Shinaba ha comunicado que la Policía se ha desplegado en la zona para impedir otra posible ofensiva. "Vamos a mantener a nuestros hombres sobre el terreno para garantizar la seguridad en la facultad", ha afirmado.

Tras la campaña militar lanzada el año pasado por el Gobierno de Goodluck Jonathan en el noreste del país africano, Boko Haram ha aumentado sus ataques contra la población civil, causando un elevado número de bajas.

Además, parece que el grupo ha cambiado su estrategia, pasando de cometer ataques contra objetivos militares o civiles a lanzar ofensivas sobre importantes partes del territorio nigeriano. En agosto, Boko Haram ya declaró un califato islámico en el noreste.

Para leer más