La junta militar y la oposición cierran un acuerdo en Sudán para el reparto del poder en la transición

Actualizado 05/07/2019 14:47:51 CET
Manifestantes en Jartum
Manifestantes en JartumREUTERS / UMIT BEKTAS - Archivo

Pactan que habrá un gobierno tecnócrata independiente y aplazan la creación del consejo legislativo

MADRID, 5 (EUROPA PRESS)

La junta militar que gobierna en Sudán y los grupos de oposición han cerrado un acuerdo para compartir el poder durante el periodo de transición hasta la celebración de unas elecciones democráticas, un pacto que ha llevado a miles de sudaneses a salir a las calles para celebrarlo.

Las dos partes, que han estado manteniendo reuniones en Jartum durante los últimos dos días, han acordado "establecer un consejo soberano por rotación entre los militares y los civiles por un periodo de tres años o un poco más", ha explicado en rueda de prensa el mediador de la Unión Africana, Mohamed el Hasán Labbat.

Así, han pactado que el Consejo Soberano estará integrado por once personas --cinco militares, cinco civiles y un civil seleccionado conjuntamente--, según ha informado la agencia estatal sudanesa de noticias, SUNA.

Los manifestantes y las autoridades castrenses han acordado formar un gobierno tecnócrata independiente para impulsar una investigación transparente e independiente sobre los episodios violentos de las últimas semanas.

Asimismo, han acordado trabajar de forma conjunta "para crear un buen clima para un acuerdo nacional y una reconciliación nacional y avanzar en favor del bien del pueblo sudanés y la patria".

Por otra parte, han pactado aplazar la creación de un consejo legislativo. Las dos partes habían acordado anteriormente que las Fuerzas para la Libertad y el Cambio (FFC) se quedaran con dos tercios de los escaños de este órgano de nueva creación pero las conversaciones se cancelaron después de que las fuerzas de seguridad reprimieran la sentada de protesta en Jartum el 3 de junio, matando a decenas de manifestantes.

El primer ministro de Etiopía, Abiy Ahmed, ha felicitado a la población, la junta y la oposición por lograr un acuerdo que, según él, "forjará la paz y la estabilidad en Sudán".

La oficina de Abiy ha resaltado en la red social Twitter que "las dos partes han logrado un acuerdo en torno a la propuesta de Etiopía y la Unión Africana", que contempla el establecimiento de un Consejo Soberano liderado de forma alternativa por la junta y la oposición.

Así, ha aplaudido "la diligencia y capacidades diplomáticas" de los mediadores de Etiopía y la UA, al tiempo que ha recalcado que "el Gobierno de Etiopía desea un nuevo capítulo próspero y pacífico para Sudán".

El Gobierno de Etiopía y la UA presentaron la semana pasada una nueva propuesta para intentar solucionar la crisis política, según confirmó la oposición del país africano a través de un breve comunicado.

La UA anunció el 6 de junio que apartaba a Sudán hasta que hubiese una administración civil, en un ejemplo de la creciente presión internacional para que los actuales líderes dimitan.

CELEBRACIONES POR EL ACUERDO

Las calles de Omdurman, una ciudad situada junto a Jartum a lo largo del río Nilo, se han llenado de miles de personas que han salido a celebrar el pacto para el reparto de poder entre los líderes de las protestas y las autoridades castrenses, que controlan el país desde que derrocaron con un golpe de Estado al anterior mandatario, Omar Hasán al Bashir, el 11 de abril.

Los sudaneses han salido a celebrar en las calles la victoria con cánticos proclamando el triunfo de los "civiles" y su incorporación al gobierno de transición, que regirá el país hasta que se celebren las próximas elecciones. Los jóvenes han tocado tambores, los conductores han hecho sonar las bocinas de sus vehículos y las mujeres, ataviadas con banderas sudanesas, han ululado en señal de júbilo.

Sin embargo, Alaa Salá, la mujer que se convirtió en el símbolo de las protestas que forzaron la salida del poder de Omar Hasán al Bashir, se ha mostrado cauta ante el acuerdo.

"Tenemos que esperar y ver si (la junta) cumple sus compromisos, porque en el pasado no lo hizo y mató manifestantes a sangre fría", ha sostenido, tal y como ha informado la agencia alemana de noticias DPA.

LOS ÚLTIMOS CONTACTOS

La junta militar de Sudán y la oposición celebraron el jueves la segunda ronda de contactos tras retomar el miércoles el diálogo, en una jornada en la que además fueron liberados 235 miembros de un grupo rebelde activo en la región de Darfur, en el oeste del país.

Los contactos se reiniciaron el miércoles cuando la coalición opositora se declaró dispuesta a mantener conversaciones directas con la junta castrense, tras la suspensión de las mismas por la masacre de más de un centenar de manifestantes el 3 de junio.

La junta anunció el jueves la liberación de 235 miembros del Movimiento de Liberación de Sudán, un día después de la aprobación de un decreto a tal fin. Las autoridades recalcaron que se trata de una muestra de "buenas intenciones" para que los rebeldes participen en un proceso de paz.

El 'número dos' de la junta militar de Sudán, Mohamed Hamdan Dagalo, prometió el 25 de junio liberar a todos los miembros de grupos rebeldes encarcelados en el país africano, al tiempo que desveló contactos con estas formaciones.

Tras conocer el acuerdo de reparto de poder entre civiles y militares, el Gobierno de Emiratos Árabes Unidos (EAU) ha celebrado el pacto alcanzado y ha asegurado que estará apoyando a Sudán "en los buenos y en los malos momentos".

"Confiamos en que la próxima fase sea testigo de la creación de un sistema constitucional que refuerce el papel de las instituciones con un amplio apoyo popular nacional", ha asegurado el secretario de Estado de Asuntos Exteriores emiratí, Anwar Gargash, en un mensaje publicado en su cuenta de Twitter. EAU es uno de los principales apoyos de Sudán y tiene una amplia influencia en las autoridades sudanesas.

Contador

Para leer más