Actualizado 21/08/2007 00:35 CET

Liberia.-Retrasado hasta 2008 el juicio contra el ex presidente liberiano Charles Taylor, acusado de crímenes de guerra

LONDRES, 20 Ago. (EUROPA PRESS) -

El juicio contra el ex presidente de Liberia Charles Taylor, acusado de cometer crímenes de guerra y de lesa humanidad --algo que rechaza-- será retrasado hasta enero de 2008, después de que su equipo de defensa solicitara retrasar el mismo hasta el 7 de enero alegando que necesitaba más tiempo para estudiar nuevas pruebas.

Taylor es el primer ex jefe de Estado africano que se sienta en el banquillo de los acusados de un tribunal internacional, ubicado en La Haya, Países Bajos, para responder por sus crímenes, al estar acusado de ser responsable de las atrocidades cometidas por grupos rebeldes durante la guerra civil entre 1991 y 2001 en Sierra Leona, país vecino de Liberia.

El abogado de Taylor, Courtenay Griffiths, explicó a la cadena británica BBC que ha descubierto un archivo de documentos del ex presidente almacenados en 20 cajas. "Nos hemos encontrado con cartas personales, una carta personal del ex presidente Jimmy Carter al (ex) presidente Taylor", explicó, y estimó que "si éste es el tipo de material que está almacenado puede ser vital" para el caso.

Griffiths, quien aceptó representar a Taylor hace sólo varias semanas a pesar de que la Fiscalía lleva varios años recogiendo pruebas para el caso, aseguró que la última vez que vio a Taylor mantenía "un espítitu alto". "Está ansioso de que se celebre el juicio lo antes posible porque está confiado en que demostrará que (el trabajo de) la Fiscalía del caso se asienta en suelo poco firme", agregó.

En este sentido, Griffiths insistió en que su cliente, pese a los múltiples retrasos que ha sufrido el juicio contra Taylor que arrancó el pasado 4 de junio --frecuentemente por las exigencias del ex presidente liberiano de contar con un destacado abogado que lo represente--, asegura que éste se muestra a favor de que se desarrolle el juicio.

A Taylor se le imputa cargos por crímenes de guerra y de lesa humanidad tales como ejecuciones sin juicio, esclavitud sexual, uso de 'niños soldado' y saqueos. En total, unos 11 delitos de los que Taylor se ha declarado inocente.