Más de 90 personas han muerto en su huida del último reducto de Estado Islámico en el este de Siria

Civilians leave last IS-held area in eastern Syria
-/Rojava Information Centre/dpa
Publicado 05/03/2019 12:56:32CET

MADRID, 5 Mar. (EUROPA PRESS) -

Más de 90 personas han muerto en su huída del último reducto de Estado Islámico en el este de Siria o tras llegar al campo de desplazados de Al Hol, que acoge ya a más de 56.000 personas, según los últimos datos de la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA).

Según el organismo, dos tercios de estas muertes son niños menores de 5 años. Las muertes, que se han producido durante el camino, poco después de su llegada al campo de desplazados situado en la provincia de Hasaka o tras ser remitidas a este para su tratamiento, son debidas a hipotermia, neumonía, deshidratación o complicaciones por la desnutrición.

Las familias que llegan hasta Al Hol llevan desde hace tiempo sin acceso a atención sanitaria y otros servicios básicos, por lo que se encuentran en un estado frágil al que se suman la fatiga del viaje hasta el campamento, según la OCHA.

En estos momentos, el campo de desplazados de Al Hol alberga a 56.000 personas, el 90 por ciento de las cuales son mujeres y niños. La intensificación de la ofensiva sobre Baghuz, último enclave de Estado Islámico en el este de Siria, por parte de las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS), respaldadas por Washington, hizo que entre el 22 de febrero y el 1 de marzo llegaran hasta él 15.000 personas y se espera que durante las próximas horas sigan arribando cientos más.

Por ahora, según la OCHA, pese al elevado número de llegadas hay tiendas de campaña suficientes para albergar a todos los desplazados y que "ninguno tenga que dormir a la intemperie", si bien muchos de los recién llegados han sido alojados en tiendas comunitarias. En el campamento hay un anexo en el que se encuentran alojados los ciudadanos extranjeros, entre quienes habría mujeres e hijos de los combatientes de Estado Islámico.

El organismo de la ONU se ha mostrado particularmente preocupado por los "numerosos casos de menores no acompañados" así como otras personas vulnerables como ancianos y personas con discapacidad. Asimismo, ha subrayado la necesidad de ofrece ayuda psicológica a quienes llegan ante los muestras de "agotamiento y angustia mental" que presentan. Además, hay tres equipos móviles especializados en violencia de género que están dando prioridad a los casos más vulnerables.

La OCHA ha advertido de la necesidad de más fondos urgentes para "atender las amplias necesidades en Al Hol, garantizar una respuesta sostenida".

Contador

Para leer más