Actualizado 04/02/2017 10:50

Las milicias sirias inician la siguiente fase de su ofensiva contra la "capital" de Estado Islámico

Efectivos de las Fuerzas Democráticas Sirias en asalto a Raqqa
RODI SAID/REUTERS


RAQQA, 4 Feb. (Reuters/EP) -

Las Fuerzas Democráticas Sirias, la alianza de milicias rebeldes respaldada por Estados Unidos, ha anunciado este sábado el inicio de la siguiente fase de su ofensiva contra Raqqa, ciudad declarada por la organización yihadista Estado Islámico como la "capital de su califato".

El objetivo de esta nueva fase es el de completar un perímetro de seguridad para atrapar a los yihadistas y, desde ahí, estrechar el cerco con el respaldo norteamericano.

En esta fase, según el comunicado, "aumentará el apoyo de las fuerzas de la coalición internacional liderada por Estados Unidos, bien a través de coberturas aéreas o con la ayuda de sus equipos de operaciones especiales sobre el terreno".

La semana pasada y por orden del presidente, Donald Trump, Estados Unidos proporcionó a los rebeldes vehículos blindados y de transporte de tropas, ha explicado Talal Silo, portavoz de las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS), que incluyen a la milicia kurda YPG.

Aunque el número ha sido pequeño, ha precisado, "esto es una prueba de que hay signos de un nuevo apoyo". "Anteriormente no conseguíamos apoyo de este tipo, nos gustaría conseguir armas ligeras y munición", ha señalado.

"Hay signos de un pleno apoyo de la nueva Administración estadounidense, más que antes, para nuestras fuerzas", ha sostenido el portavoz de las FDS.