La Policía Militar ocupa una favela de Río tras los disturbios por la muerte de dos personas

Publicado 20/04/2014 18:43:56CET

BRASILIA, 20 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Policía Militar ha ocupado la Comunidad do Caramujo, una favela ubicada en la ciudad de Niteroi, en el estado de Río de Janeiro, después de los disturbios ocasionados por la muerte de dos jóvenes en operativos de seguridad.

Alrededor de un centenar de uniformados, sobre todo de la Policía Militar, pero también de otros cuerpos de seguridad, ha irrumpido en el asentamiento chabolista para restaurar el orden público. La situación ya está normalizada, de acuerdo con Agencia Brasil.

La intervención de la Policía Militar ha sido necesaria después de que alrededor de una treintena de vecinos de la Comunidad do Caramujo se manifestaran por la muerte de Anderson Luiz Santos da Silva, de 21 años, y Emanoel Gomes, de 17.

Da Silva murió el pasado viernes al recibir un disparo en la cabeza cuando salía de la Iglesia, junto a su hermana de nueve años, que resultó herida, en el marco de una operación policial contra narcotraficantes de la favela.

Un día después, Gomes fue atropellado por un coche blindado de la Policía Militar cuando salía con su motocicleta de su fiesta de aniversario.

Estas muertes han desatado la ira de los residentes en la Comunidad do Caramujo que han incendiado cuatro autobuses, tres coches, una camioneta y una moto formando barricadas en el puente que comunica las ciudades de Río de Janeiro y Niteroi y lleva hasta Los Lagos, uno de los principales destinos del turismo nacional en Semana Santa.

Varias organizaciones de defensa de los Derechos Humanos han cifrado en unas 2.000 las personas que mueren cada año en Brasil como consecuencia de acciones violentas o de descuidos policiales, de acuerdo con la cadena británica BBC.

El pasado viernes, un niño de 12 años murió al recibir un disparo en una pierna durante el operativo que la Policía Militar llevó a cabo en la favela de Aço y Antares, ubicada en el oeste de Río de Janeiro.