Publicado 05/03/2021 09:52CET

El principal hospital de Tanzania instala habitáculos para inhalar vapores con hierbas frente a la COVID-19

John Magufuli, presidente de Tanzania
John Magufuli, presidente de Tanzania - STATE HOUSE / XINHUA NEWS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 5 Mar. (EUROPA PRESS) -

El principal hospital de Tanzania ha anunciado la instalación de habitáculos similares a saunas para la inhalación de vapores con compuestos herbales para tratar problemas respiratorios, después de que el Gobierno apostara por ésta como una de las soluciones frente a la pandemia de coronavirus.

El Hospital Nacional Muhimbili (MNH) ha indicado que ha instalado tres de estos habitáculos, mientras que el Hospital Mlonganzila ha instalado uno, y ha agregado que los pacientes tendrán que pagar 5.000 chelines tanzanos (cerca de 1,8 euros) por cada sesión.

El director ejecutivo del MNH, Lawrence Museru, ha subrayado que "esta inhalación de vapor va de la mano con el uso de remedios naturales que han sido usados y se ha demostrado que ayudan", antes de agregar que los pacientes estarán dentro de los habitáculos entre cinco y diez minutos.

Asimismo, ha argumentado que la existencia de estos habitáculos permitirá a los doctores determinar hasta qué punto este método ayuda a hacer frente a la COVID-19, la enfermedad causada por el nuevo coronavirus, tal y como ha recogido el diario tanzano 'The Citizen'.

La gestión de la pandemia por parte del Gobierno de Tanzania ha sido criticada en numerosas ocasiones debido a la falta de restricciones y la ausencia de datos oficiales sobre contagios y fallecidos desde principios de mayo de 2020.

El presidente del país, John Magufuli, ha asegurado durante meses que el país no cuenta con casos de coronavirus y ha recomendado rezar y remedios de nula eficacia, si bien finalmente el 21 de febrero pidió a la población que use mascarilla, días después de la muerte del vicepresidente del archipiélago de Zanzíbar, Maalim Seif Sharif Hamad, tras dar positivo por COVID-19.

El propio Magufuli se pronunció a finales de enero contra la vacunación frente al coronavirus y dijo que "las vacunas son peligrosas". "Si el hombre blanco fuera capaz de crear vacunas debió haber encontrado una para el sida, para la tuberculosis, para la malaria, para el cáncer", dijo.

Para leer más