Publicado 02/06/2016 19:07CET

Los serbios de Bosnia, en contra de que se publiquen los resultados del censo de 2013

BANIA LUKA (BOSNIA Y HERZEGOVINA), 2 Jun. (Reuters/EP) -

Los líderes serbios en Bosnia han declarado este jueves que no aceptan los resultados del controvertido censo bosnio de 2013, porque son incorrectos y su publicación daña los intereses serbios.

El censo está considerado una herramienta vital para la planificación social y económica. La Unión Europea, por su parte, ha urgido a Bosnia a que empiece a publicar la información a partir del 1 de julio si quiere que Bruselas tenga en cuenta la membresía que el país solicitó en febrero.

Una disputa por saber qué forma es la correcta para establecer cuánta gente vive en las dos partes autónomas del país ha provocado que la publicación del censo se retrase dos años.

El país está dividido en la República Srpska, con una mayoría serbia, y la Federación Croata-Musulmana, con mayorías de croatas y de bosnios musulmanes. Los serbios han asegurado que muchos refugiados croatas y bosnios que volvieron a sus hogares tras la guerra que acabó en 1995 no viven ahí todo el tiempo.

Aseguran que alrededor de 190.000 bosnios y croatas aparecen en el censo estableciendo su residencia de manera errónea y han aceptado la publicación del censo si ambos grupos étnicos corrigen esos errores.

"A menos que volvamos a tomar el compromiso como la forma de llegar a acuerdos y tomar decisiones, me temo que se pondrá en cuestión el mecanismo que hace funcionar Bosnia", ha declarado el miembro serbio de la Presidencia compartida, Mladen Ivanic.

Ivanic además ha comunicado sus temores de que los resultados del censo produzcan que se reduzca el número de serbios a los que se le permite formar parte de los servicios estatales y regionales así como las Fuerzas Armadas.

"Esos resultados perjudicarían el balance nacional", ha añadido el presidente de la República Srpska, Milorad Dodik, que ha confirmado que pediría a la oficina de estadística regional que cese de cooperar con la agencia nacional de estadísticas a menos que cambien la forma de procesar la información del censo.

Para leer más