7 de abril de 2020
 
Publicado 19/02/2020 20:46:17 +01:00CET

Sri Lanka se retirará de una resolución del Consejo de DDHH de la ONU sobre la guerra civil

El primer ministro de Sri Lanka, Mahinda Rajapaksa
El primer ministro de Sri Lanka, Mahinda Rajapaksa - Pradeep Dambarage/ZUMA Wire/dpa - Archivo

MADRID, 19 Feb. (EUROPA PRESS) -

El primer ministro de Sri Lanka, Mahinda Rajapaksa, ha anunciado este miércoles la retirada del país de la resolución que presentó en 2015 ante el Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas pidiendo investigar las acusaciones sobre crímenes de guerra en el país durante la guerra civil.

Rajapaksa ha realizado el anuncio después de que Estados Unidos haya impuesto una prohibición de viaje contra el jefe del Ejército ceilandés, Shavendra Silva, y su familia por presuntas violaciones de los Derechos Humanos durante el conflicto.

El primer ministro ha subrayado que "si bien el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos dice que hasta que una persona acusada de un crimen debe ser considerada inocente hasta que sea declarada culpable, este principio parece no aplicarse al comandante del Ejército de Sri Lanka o incluso a miembros de su familia".

"La gente debe juzgar si esto es justo", ha dicho, antes de agregar que "si bien este castigo colectivo ha sido impuesto argumentando que el comandante del Ejército ha cometido violaciones de los Derechos Humanos, nadie sabe cuáles son las acusaciones".

Por último, ha manifestado que el Gobierno de Sri Lanka ya ha trasladado su "malestar" en los términos "más firmes posibles" a Washington por la decisión, según ha informado el diario ceilandés 'Daily Mirror'.

La resolución de 2015 fue presentada por el Gobierno de Maithripala Sirisena, predecesor de Rajapaksa en el cargo, si bien el actual mandatario, Gotabaya Rakapaksa --hermano del primer ministro--, ya prometió retirarla durante la campaña electoral.

La guerra civil en Sri Lanka, que duró 26 años, acabó en 2009 con una aplastante derrota del grupo rebelde Tigres de Liberación de la Tierra Tamil (LTTE).

La ONU y los grupos defensores de Derechos Humanos han acusado al Ejército de matar a miles de civiles, la mayoría de ellos de la minoría tamil, durante las últimas semanas del conflicto.

El LTTE también han sido acusados de cometer abusos durante la guerra, incluyendo la captura de niños soldados o la muerte intencionada de civiles, mediante ataques suicidas.