Detenida junto a su pareja por robar a dos jóvenes con los que mantenía una relación sexual

Un coche patrulla de la Policía Nacional
CNP - Archivo
Publicado 05/11/2018 15:03:45CET

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 5 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Policía Nacional ha detenido en Santa Cruz de Tenerife a una pareja formada por un hombre de 30 años y una mujer de 32, ambos con antecedentes policiales y ella por hechos similares, como presuntos autores de un delito de robo con intimidación cometido en Santa Cruz de Tenerife.

Los agentes de la Policía Nacional fueron requeridos por dos jóvenes que se encontraban en el interior de un taxi. Éstos relataron a los policías que habían sido víctimas de un robo cometido instantes antes por una mujer con la que ambos mantenían una relación sexual y por el acompañante de ésta, que había aparecido de manera repentina esgrimiendo un objeto afilado.

Ante los agentes actuantes, uno de los jóvenes realizó una llamada a su teléfono móvil que instantes antes había sido sustraído, siéndole comunicado, por la persona al otro lado del hilo telefónico, el lugar donde se han de encontrar para poder recuperarlo y la cantidad económica que tendrá que pagar para poder hacerlo.

Facilitada la descripción física de los autores y el lugar donde habían quedado para su recuperación con las víctimas, se estableció un dispositivo especifico por parte de las patrullas de la Policía Nacional que condujo a la detención de los presuntos autores en las inmediaciones del lugar de comisión del delito.

En el momento de la detención se les intervino a los presuntos autores los efectos previamente sustraídos, entre ellos los dos teléfonos móviles y el collar de una de las víctimas que lucía uno de los presuntos autores en el momento de la detención, así como unas tijeras, supuestamente utilizadas para intimidar a los jóvenes.

Una vez instruido el correspondiente atestado policial, junto con los detenidos, fue remitido al Juzgado de Instrucción en funciones de Guardia de la localidad de Santa Cruz de Tenerife, que decretó su ingreso en prisión. La actuación fue realizada por policías nacionales pertenecientes a la Brigada de Seguridad Ciudadana de la Comisaría Provincial de Santa Cruz de Tenerife.