Los contratos temporales convertidos a indefinidos en La Rioja aumentan un 22% en 2018 respecto al año anterior

Empleados de banca
PEXELS - Archivo
Publicado 17/12/2018 14:25:05CET

   LOGROÑO/MADRID, 17 Dic. (EUROPA PRESS) -

   El número de contratos temporales convertidos a indefinidos en La Rioja ha aumentado un 22 por ciento en los diez primeros meses del 2018 respecto al mismo periodo que el año anterior. En concreto, las conversiones en la comunidad han superado la barrera de los 4.500, registrando el mayor incremento en el último decenio.

   Cuando se analiza la serie histórica, el análisis de Randstad revela que tras acercarse en 2009 los 2.300 contratos temporales convertidos a indefinidos, este indicador del mercado laboral aumentó hasta registrar en 2011, los 2.469 contratos. A partir de ese punto, descendió durante dos años consecutivos hasta registrar en 2013 la menor cifra de la década (1.976).

   A partir de este momento, la cifra de contratos temporales convertidos a indefinidos aumentó durante cinco años hasta alcanzar el dato más elevado en 2018 (4.668). Una vez alcanzada esta cifra, desde Randstad se apunta que dos de cada cinco contratos indefinidos de este año en La Rioja proviene de uno temporal.

LA RIOJA, POR ENCIMA DE LA MEDIA EN CONVERSIONES.

   Randstad también ha tenido en cuenta la comunidad autónoma y provincia de residencia del profesional a la hora de analizar los contratos temporales convertidos a indefinidos, donde se observan grandes diferencias.

   En concreto, entre la comunidad con mayor y menor tasa de conversión se aprecian más de 24 puntos porcentuales de diferencia. Así, en Andalucía, casi la mitad de los contratos indefinidos (49,8%) proviene de uno temporal. Ocupando la segunda y tercera posición se sitúan Extremadura (48,9%) y Navarra (43,9%).

   Por encima de la media nacional (36,5%), también se sitúan Galicia (43,6%), Castilla-La Mancha (42%), Comunitat Valenciana (41,7%), Canarias (41,4%), Asturias (41,1%) y Castilla y León (41,1%). Inmediatamente por encima de la media de España, están La Rioja (40,9%), Cantabria (40,9%) y Aragón (40,7%).

   En el lado contrario, con tasas de conversión por debajo de la media nacional, se encuentran Euskadi (36%), Murcia (35,1%), Baleares (33,8%), Catalunya (31,5%) y Madrid (25,7%).

DATOS NACIONALES

   Randstad ha destacado que el número de contratos temporales convertidos a indefinidos ha alcanzado los 708.131 contratos de enero a octubre, lo que se traduce en un aumento del 23,2% respecto a las 574.644 conversiones registradas en el mismo periodo del ejercicio precedente, según un estudio de Randstad.

   Se trata de la cifra "más elevada" de la serie histórica para el periodo analizado y el mayor incremento registrado en el último decenio, según Randstad.

   El estudio muestra también que el 36,6% de los contratos indefinidos de 2018 proviene de uno temporal. "Actualmente dos de cada cinco contratos indefinidos provienen de uno temporal. Este índice demuestra que el trabajo temporal se posiciona cada día más como un puente hacia el empleo estable", señaló el director de Relaciones Institucionales de Randstad, Luis Pérez.

   El análisis destaca también que el 52% de los contratos indefinidos realizados en industria es una conversión de uno temporal a uno indefinido, siendo el sector que alcanza la mayor tasa. Le siguen el sector de la construcción (43,6%), el de servicios (34,8%) y, por último, el de la agricultura (20%). En términos absolutos, sin embargo, el sector servicios es donde se realizan más conversiones de contratos temporales a indefinidos, con 531.449 en lo que va de año.

   Por comunidades, en Andalucía el 49,8% de los contratos indefinidos proviene de uno temporal. Ocupando la segunda y tercera posición se sitúan Extremadura (48,9%) y Navarra (43,9%).

   Por encima de la media nacional (36,5%), también se sitúan Galicia (43,6%), Castilla-La Mancha (42%), Comunidad Valenciana (41,7%), Canarias (41,4%), Asturias (41,1%) y Castilla y León (41,1%). Inmediatamente por encima de la media de España, están La

   Rioja (40,9%), Cantabria (40,9%) y Aragón (40,7%).

   Al analizar la serie histórica, el análisis de Randstad revela que, tras superar en 2009 los 445.580 contratos temporales convertidos a indefinidos, este indicador del mercado laboral descendió durante los siguientes tres ejercicios, hasta las 335.375 conversiones (menos de la mitad de la cifra de este año). Tras ese punto, el número de conversiones aumentó durante cinco años de manera consecutiva hasta superar las 708.000 en 2018.