Los taxistas decidirán el próximo martes y miércoles en referéndum si hacen huelga para exigir regulación de la VTC

Manifestación de taxistas en Madrid para pedir que se regulen los VTCs (vehículo
Marta Fernández Jara - Europa Press
Actualizado 10/01/2019 18:02:32 CET

MADRID, 10 Ene. (EUROPA PRESS) -

Los taxistas de la Comunidad de Madrid están convocados a participar en un referéndum el próximo martes y miércoles para decidir si realizan una huelga indefinida de cara a exigir al Gobierno regional que acometa de forma inmediata una regulación del sector VTC.

   Fuentes del sector han indicado a Europa Press que la consulta ya está definida y se habilitarán cinco puntos de votación para que, en horario de 9 a 18 horas, los titulares de licencia de taxi y asalariados decidan si continúan con las movilizaciones que arrancaron ayer con una manifestación hasta la Consejería de Transportes.

   En concreto, los casi 16.000 taxistas llamados a participar podrán decidir entre tres opciones que van desde no hacer ninguna protesta a la espera de una regulación del sector VTC por parte de la Comunidad de Madrid, huelga en fechas concretas y hasta un paro indefinido sin fecha específica fijada.

   Los taxistas podrán votar en mesas habilitadas en la T-4 del aeropuerto de Barajas y en las sedes de la Federación Profesional del Taxi de Madrid, la Asociación Gremial Autotaxi de Madrid, la Asociación Madrileña del Taxi y en Radio Teléfono Taxi.

   Por su parte, la Asociación Plataforma Caracol tomará la decisión de unirse a este referéndum en una asamblea informativa que tendrá lugar este viernes por la tarde en la Terminal 4 del aeropuerto.

   El jueves día 16 está previsto comunicar el resultado del referéndum y avanzar, si es respaldado por los taxistas, la fecha concreta en la que arrancaría la huelga indefinida.

   Fuentes del sector apuntan a que la opción que tiene más fuerza es plantear "paros totales" en el sector del taxi de la Comunidad de Madrid para el próximo 21 de enero, en vísperas de la celebración de la Feria Internacional de Turismo (Fitur) en Ifema, una de las principales fechas del calendario ferial de la región.

   Las principales asociaciones del taxi reclaman una regulación específica del Ejecutivo autonómico, al igual que se está haciendo en Cataluña y la Comunidad Valenciana, que regule el sector VTC, máxime cuando en Madrid la situación es "mucho más grave" con más de 6.300 licencias concedidas y que irá en aumento.

   "Que empiecen a regular ya y dejen de marearnos con grupos y subgrupos de trabajo sobre las propuestas de normativa a concretar", exponen las fuentes del sector consultadas por Europa Press.

   El presidente de la Federación Profesional del Taxi de Madrid, Julio Sanz, abogó ayer por realizar una huelga "total" que "pare la ciudad" para reclamar que se cumpla la proporción de 30 licencias de taxi por cada una de VTC en Madrid, tal y como recoge la normativa.

   "Yo entiendo que hay que ir a la huelga, que hay que ir hasta el final. Si paramos todos, para Madrid", aseguró Sanz para apelar a la unidad de todas las asociaciones de cara a las futuras movilizaciones del sector, puesto que esta manifestación "no será la última" y habrá más protestas.

   El propio Sanz avanzaba que "todas las protestas hechas hasta ahora se van a quedar pequeñas y que habrá un conflicto sin precedentes si no se despliega una regulación de la VTC".

   Su homólogo en La Gremial, Miguel Ángel Leal, reclamaba también la unidad "histórica" del taxi en un momento "límite" para el sector y ha criticado la oferta de "subgrupo de trabajo" para evaluar las reivindicaciones del colectivo que ofreció la Comunidad de Madrid.

   A su juicio, la proporción de VTCs respecto al taxi es ahora de 1/2 en la Comunidad de Madrid y los vehículos de plataformas como Uber o Cabify superan las 6.300 licencias cuando el taxi está en casi 16.000. "Estamos al límite y el taxi no aguanta más. No toleramos ya esta desidia respecto a la regulación", insistía Leal.

   El portavoz de la Asociación Madrileña del Taxi, Felipe Rodríguez, aseguraba, por su parte, que la proliferación de vehículos VTC ha llegado a tal extremo que ahora el taxi "no puede trabajar en la calle". "Hemos llegado al límite", apuntaba.

Contador