General Motors negocia la venta de su planta en Ohio (EEUU) para la fabricación de vehículos eléctricos

General Motors venderá a Workhorse su planta de Lordstown (EEUU), según Donald Trump
GENERAL MOTORS - Archivo
Publicado 09/05/2019 12:40:50CET

MADRID, 9 May. (EUROPA PRESS) -

General Motors ha entablado negociaciones con el fabricante de baterías eléctricas Workhorse para la venta de su complejo en Lordstown, situado en el Estado de Ohio (Estados Unidos), que se enfocará en la fabricación de vehículos eléctricos.

Según anunció la compañía, las conversaciones incluyen a una entidad de reciente creación liderada por el fundador de Workhorse, Steve Burns, quien adquiriría la planta y en la que Workhorse mantendría una posición minoritaria.

"Este potencial acuerdo es positivo para todas las partes involucradas en las negociaciones y ayudará a consolidar el liderazgo de Workshore en el negocio de vehículos eléctricos, dijo el consejero delegado de Workshore, Duane Hughes.

De hecho, Steve Burns ya ha detallado que si finalmente General Motors vende la fábrica, el primer vehículo a desarrollar por la nueva entidad resultante del acuerdo será un 'pick-up' comercial eléctrico, que reúna la tecnología de Workshore y la experiencia en manufactura de la planta de Lordstown.

Por su parte, la presidenta y consejera delegada de General Motors, Mary Barra, ha calificado este posible acuerdo como un 'win-win' para todos. "Workhorse tiene tecnologías innovadoras que podrían ayudar a preservar la tradición de más de 50 años en ensamblaje de vehículos de Lordstown", ha apuntado.

INVERSIONES Y EMPLEO EN LA ZONA

Al mismo tiempo, Barra anunció también la creación de más de 450 empleos de producción en el mismo Estado de Ohio a través de la inyección de aproximadamente 700 millones de dólares (625 millones de euros) en sus plantas de Toledo, Parma y Moraine.

En concreto, la planta de motores diesel de camiones (DMAX) de Moraine expandirá su producción a 'pick-ups'; la de la ciudad estadounidense de Toledo ampliará su producción de transmisiones automáticas de 10 marchas para camiones y todocaminos y el centro de metal de Parma expandirá también su producción de componentes estampados y de su tecnología láser.

Como consecuencia de este aumento de la producción, los empleados por horas de las plantas de General Motors podrán pedir el traslado a otras ubicaciones cubiertas por el sindicato de la industria automovilística (UAW, por sus siglas en inglés).

Hasta el momento, más de 1.350 empleados de la compañía, incluyendo los de la planta de Lordstown, han solicitado ya estos traslados. En lo que va de año, General Motors ha anunciado la creación total de más de 2.000 puestos de trabajo.

Contador

Para leer más