Cerca de 824.000 vehículos circulan por las carreteras con neumáticos defectuosos

Publicado 30/04/2014 14:52:44CET
Un joven conductor cambia el neumático tras un pinchazo
GOODYEAR /DAN CASTIGLIA

MADRID, 30 Abr. (EUROPA PRESS) -

Un total de 823.159 vehículos circulan en la actualidad por las carreteras españolas con defectos "graves o muy graves" en sus neumáticos, según el informe 'Neumático y asfalto. Juntos por la seguridad' elaborado por el Real Automóvil Club de España (RACE) y Goodyear.

Este documento pone de manifiesto que el mal estado del asfalto y el alto número de defectos graves en las cubiertas de los vehículos son uno de los principales factores que están complicando la continuidad de los descensos de la siniestralidad vial en España, debido a la falta de inversión tanto en mantenimiento de carreteras secundarias como en los automóviles.

Así, de los cerca de 824.000 turismos que circulan con neumáticos en estado defectuoso en España, 576.717 vehículos lo hacen con una profundidad de las bandas de rodadura por debajo de lo exigido o con un desgaste irregular excesivo de la misma.

El 12,6% de estos vehículos tienen ampollas, deformaciones anormales, roturas y otros signos de despegue de alguna capa en sus cubiertas, mientras que el 17,4% circula con un defecto grave relacionado con la homologación o un montaje incorrecto.

En este sentido, el informe indica que en los últimos cuatro años ha aumentado un 20% el número de pinchazos y reventones, con 40.136 asistencias en 2010 a 48.305 intervenciones en 2013, pasando de representar el 9,7% de las asistencias en 2010 al 11,1% el año pasado.

Por otro lado, el documento elaborado por el RACE y Goodyear apunta que se ha elevado la proporción de accidentes relacionados por la falta de agarre entre el asfalto y el neumático, puesto que las salidas de vía provocaron el 34,8% de los fallecidos en 2014 (30,3% en 2010).

Esta situación, según el informe, se explica tanto por el mal estado de los neumáticos de los vehículos como por el defectuoso estado de conservación de las carreteras españolas, que han reducido un 27% la inversión en mantenimiento en tres años.

Con el fin de evitar los accidentes provocados por la falta de agarre, ambas entidades recomiendan identificar las zonas donde es más probable experimentar falta de adherencia, extremar la precaución y adaptar la conducción a las condiciones del firme.