29 de marzo de 2020
 
Publicado 11/03/2014 13:27:01CET

Desmantelada un grupo delictivo dedicado a la sustracción de mobiliario de establecimientos del Mar Menor

Operación 'Aluminio'
GUARDIA CIVIL

Se ha detenido a los tres integrantes de la banda y se han esclarecido siete delitos contra el patrimonio

MURCIA, 11 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Guardia Civil de la Región de Murcia, en el marco del 'Plan Mejora de Seguridad en el Sector del Comercio', ha desarrollado la operación 'Aluminio', que se ha saldado con la desarticulación de un grupo delictivo dedicado a la comisión de sustracciones de mobiliario en establecimientos hosteleros de la comarca del Mar Menor.

Hasta el momento, a los tres integrantes del grupo delictivo detenidos se les atribuye la presunta autoría de siete delitos cometidos en San Pedro del Pinatar, San Javier y Los Alcázares, según han informado fuentes de la Benemérita.

La operación se inició cuando guardias civiles especializados en prevención de la seguridad ciudadana tuvieron noticia de varios casos de sustracción de mobiliario de terraza (mesas y sillas) en establecimientos hosteleros del Mar Menor, unos hechos que habían originado cierta alarma social en el sector.

Las primeras pesquisas llevaron a los investigadores hasta un grupo de tres personas que, presuntamente, integraban un grupo delictivo con sede en Cartagena y que se encontraba tras los delitos investigados.

En uno de los dispositivos establecidos dentro de la operación, los guardias civiles localizaron una furgoneta en Los Alcázares que transportaba gran cantidad de sillas y mesas de aluminio de dudosa procedencia, por lo que fueron incautadas hasta que, finalmente, se comprobó que habían sido sustraídas en dos chiringuitos de playa de la localidad.

SEGUÍA MISMO PATRÓN EN TODOS LOS 'GOLPES'

El grupo criminal organizado seguía el mismo patrón en todos sus 'golpes'. En primera instancia, buscaba y seleccionaba establecimientos que almacenasen en el exterior las sillas y mesas de aluminio usados en las terrazas y que contasen como única medida de seguridad una cadena con candado o similar, según las mismas fuentes.

Una vez localizado el lugar y determinado cuál era el momento idóneo, alquilaban una furgoneta, se trasladaban hasta el lugar designado, fracturaban la cadena mediante el uso de una cizalla y sustraían el material para su posterior venta a particulares o empresas por encargo.

El grupo tenía bien definidas las funciones de cada uno de sus integrantes, de forma que mientras uno vigilaba la zona para evitar ser sorprendidos durante la comisión de los hechos, los otros dos integrantes se encargaban de fracturar las cadenas y cargar los efectos sustraídos en la furgoneta.

Los indicios obtenidos durante la investigación, así como el modus operandi de todos los hechos denunciados, permitieron a los agentes identificar a los tres integrantes del grupo delictivo, que finalmente han sido localizados y detenidos.

Del análisis de la información obtenida en el proceso de investigación y de los efectos recuperados, se ha podido determinar que los ahora detenidos son los presuntos autores de siete delitos contra el patrimonio cometidos en establecimientos públicos de San Pedro del Pinatar, San Javier y Los Alcázares.

Durante la investigación, la Guardia Civil ha recuperado más de medio centenar de sillas y mesas sustraídas en comercios que, tras ser puestos a disposición judicial, han sido devueltos a sus propietarios. También se han incautado las herramientas utilizadas por el grupo desmantelado para cometer los delitos.

Para leer más