Publicado 26/05/2020 10:27:50 +02:00CET

Detenidos los tres miembros de un grupo criminal dedicado al tráfico de drogas en Jumilla

Un agente de la Guardia Civil, en la plantación intervenida
Un agente de la Guardia Civil, en la plantación intervenida - GUARDIA CIVIL

En los seis registros practicados se han desmantelado cinco plantaciones de cannabis y se ha incautado un arma de fuego

JUMILLA (MURCIA), 26 May. (EUROPA PRESS) -

La Guardia Civil de la Región de Murcia, en el marco de los servicios establecidos para prevenir y perseguir el tráfico de drogas, ha desarrollado en Jumilla la operación 'Bafada', que se ha saldado con la desarticulación de un grupo criminal integrado por tres personas dedicado al cultivo de cannabis, en su variante 'indoor', y su posterior tratamiento y distribución.

En los seis registros practicados se han desmantelado cinco plantaciones indoor en las que se han aprehendido 400 plantas en plena floración y más de 300 gramos de esta sustancia dispuesta para su inminente distribución, así como todos los elementos empleados para su cultivo, como sofisticados dispositivos de riego, calefacción, ventilación e iluminación. También se ha incautado un revólver, según informaron fuentes de la Benemérita en un comunicado.

Las actuaciones se iniciaron el pasado mes de diciembre, cuando la Guardia Civil detectó una serie de incidentes entre varios vecinos de Jumilla, al parecer motivados por una deuda económica existente entre éstos, llegando a emplear, en uno de los altercados, un arma de fuego corta, unos hechos por los que tuvo que ser atendido por lesiones leves uno de los implicados.

Este altercado y los diversos antecedentes policiales de los involucrados, generaron sospechas a los guardias civiles de la posible existencia de un trasfondo ilícito más amplio, por lo que la investigación se orientó a esclarecer las actividades reales de todos los implicados.

Los primeros pasos de la investigación permitieron constatar que se trataba de un grupo de personas dedicado, presuntamente, al montaje, cultivo y recolección de marihuana, para su posterior venta a otros grupos dedicados a distribuir esta sustancia al menudeo.

De forma sistemática, el grupo delictivo ahora desarticulado, presuntamente, instalaba sofisticadas plantaciones 'indoor' en diversas viviendas localizadas en varios puntos del municipio jumillano. En estos inmuebles se realizaba una serie de enganches irregulares a la red eléctrica camuflados desde el interior de los domicilios, con la consiguiente defraudación de fluido eléctrico. También se instalaban conductos y filtros de carbono de gran tamaño para evitar la salida de olores y así evitar ser detectados.

Una vez ubicados los inmuebles utilizados por el grupo delictivo y tras obtener todos los indicios necesarios, durante los últimos días se ha llevado a cabo la fase de explotación de la operación en la que, previa autorización judicial, se ha efectuado la entrada y registro de seis inmuebles de la localidad.

En esta fase, la Guardia Civil ha desmantelado cinco plantaciones indoor en las que se han aprehendido 400 plantas en plena floración pendientes de su inminente recolección y más de 300 gramos de esta sustancia dispuesta para su inminente distribución y consumo, así como todos los elementos empleados para su cultivo, como sofisticados dispositivos de riego, calefacción, ventilación e iluminación. Además disponían de todos los elementos necesarios para el posterior secado y preparado de dosis, tras la cosecha de la misma. También se ha incautado un revólver.

La Benemérita ha detenido a los tres integrantes del grupo delictivo como presuntos autores de los delitos de pertenencia a grupo criminal, contra la salud pública -por cultivo, elaboración y tráfico de drogas-, defraudación de fluido eléctrico, tenencia ilícita de armas, amenazas y coacciones.

Durante los registros, además de la droga, los investigadores se han incautado de varios vehículos utilizados para el desarrollo de la actividad delictiva esclarecida y un arma corta de fuego, tipo revólver, que se encuentra en estudio para determinar su posible implicación en la comisión de otros hechos delictivos.

Con el desarrollo de la operación 'Bafada', que aún continúa abierta, la Benemérita ha desarticulado nuevamente y en breve espacio de tiempo otro grupo delictivo afincado en Jumilla, dedicado al cultivo y posterior trafico de sustancias estupefacientes, así como a coaccionar mediante una elevada violencia a quien no asumía sus directrices o no colaboraba con ellos en la consecución de sus fines ilícitos.

Los detenidos --españoles, de entre 32 y 40 años, y vecinos de Jumilla--, la droga aprehendida, los efectos incautados y las diligencias instruidas han sido puestos a disposición del Juzgado de Instrucción de Jumilla (Murcia).

494590.1.260.149.20200526102750
Vídeo de la noticia