Publicado 30/08/2020 9:29:39 +02:00CET

Lorca implantará la recogida de biorresiduos en el último tercio del año

Centro Logístico de Limusa, en Lorca
Centro Logístico de Limusa, en Lorca - AYUNTAMIENTO DE LORCA

LORCA (MURCIA), 30 Ago. (EUROPA PRESS) -

El equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Lorca, mediante la empresa municipal Limusa, medio propio en la gestión de los residuos domiciliarios, se encuentra inmerso, de lleno, en la adaptación en todas sus facetas de su operativo público a la nueva normativa medioambiental y objetivos de reciclaje de la UE.

Tanto es así, que ha participado en la consulta realizada en marzo de 2020 para la redacción del proyecto de Real Decreto de envases y residuos de envases a instancia de la Subdirección General de Residuos del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, MITERD, ante la Asociación Nacional de Empresas Públicas para el Medio Ambiente, ANEPMA, a la que pertenece de manera activa Limusa. El plazo de consulta pública del anteproyecto de ley finalizó el 3 de julio.

Entre los nuevos retos legislativos se encuentra alcanzar los objetivos de reciclado para 2025 y 2030, de acuerdo con el nuevo método de calculo establecido en la Decisión de Ejecución (UE) 2019/665 de la Comisión, que modifica la Decisión 2005/270/CE y que quedan establecidos en aumentar la preparación para la reutilización y el reciclado de residuos municipales hasta un mínimo del 55 % en peso para 2025, el 60% para 2030 y el 65% para 2035. Respecto a los objetivos de recogida separada de botellas de plástico de hasta 3 litros del 77% en peso en 2025 y 90% en 2029.

En ese sentido, Lorca acude a la cita del nuevo marco legal atesorando un crecimiento sostenido en el depósito de la ciudadanía al contenedor selectivo en las fracciones de papel/cartón, plásticos, metales, briks y vidrio; y mantiene operativas las recogidas separadas de residuos textil, aceite de cocina, pilas y acumuladores y de aparatos eléctricos y electrónicos (RAEE), entre otros.

A nivel de sensibilización, existe una estrecha colaboración del SIG Ecoembes y la Federación de Municipios de la Región de Murcia, desarrollando la campaña 'Piensa con los Pulmones 2020'.

Además, tanto la Concejalía de Medio Ambiente como la de Empresas Públicas, a la que pertenece la gestora de los residuos domiciliarios, Limusa, forman parte de la Comisión de Seguimiento del Plan de Residuos de la Región de Murcia 2016-2020, a instancia de la Comunidad Autónoma, con la participación de sendos técnicos. La última reunión se produjo (de manera virtual, como corresponde a las circunstancias) el 24 de julio pasado.

Y es que, en esta última reunión de la comisión se trabajó en asuntos como el seguimiento del Plan de Residuos de la Región de Murcia 2016-2020, su prórroga temporal hasta 2022, su documento ambiental estratégico y su informe de sostenibilidad ambiental (ISA); todo ello imprescindible para trabajar tango la prevención como la gestión de los residuos urbanos.

Lorca es el primer municipio en implementar sus ordenanzas municipales con la incorporación específica del biorresiduo a su marco normativo gracias a su adhesión a la iniciativa de 'Apoyo técnico para el desarrollo y seguimiento del Plan de Residuos de la Región de Murcia 2016-2020 y análisis de seguimiento de la implantación de la recogida separada de biorresiduos', promovida por la Dirección General de Medio Ambiente y llevada a la práctica por un medio propio instrumental de la Comunidad Autónoma de la Región de Murcia, cuyo resultado es ya la elaboración de una marco normativo general en materia de recogida separada del biorresiduo y su incorporación a la ordenanza municipal que está en proceso de redacción.

La parte práctica de esta iniciativa será la puesta en marcha de la recogida específica del biorresiduo que en fase de experiencia piloto quedó relegada de su fecha inicial en marzo de este año por la emergencia sanitaria ante la propagación del COVID19 y que se relanzará, si las circunstancias lo permiten, en el último cuatrimestre de 2020.

Las fechas impuestas por el anteproyecto son: los biorresiduos de origen doméstico antes del 31 de diciembre de 2021 para las entidades locales con población de derecho superior a 5.000 habitantes, y antes del 31 de diciembre de 2023 para el resto.

Será la incorporación del denominado quinto contendor, o contenedor marrón, a nuestras calles. Su implantación también irá acompañada de una difusión puerta a puerta.

En materia de economía circular, desde Limusa se participa activamente, tanto a través de Anepma como de la CARM, en la elaboración de medidas sobre reducción de residuos y contra el desperdicio alimentario. Estas acciones se solapan también con la integración de los ODS (algunos de los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible) y economía circular a la estrategia de la empresa municipal Limusa.

De hecho, se ha acordado una serie de acciones en el ámbito de la economía circular en colaboración con Ecoembes, se acaba de renovar la colaboración con ERP para la gestión del tratamiento tanto de pilas como de RAEEs, se ha citado a la asociación de comerciantes para mejorar la eficiencia en la gestión del cartón comercial (cuyo servicio ya se presta), se cambian luminarias convencionales por las de bajo consumo, se distribuyen papeleras para la separación de residuos en oficinas, se fomenta el uso de vehículos sin motor, eléctricos e híbridos, se facilita el uso del transporte público mediante un amplio catálogo de bonificaciones, entre otras medidas.

Contador