Arraiz niega que la ley de Consultas de EH Bildu nazca "muerta" y recomienda "una lectura sosegada" para un acuerdo

Publicado 04/11/2015 11:46:32CET
Hasier Arraiz
EUROPA PRESS

Dice que EH Bildu quiere ver "si es cierto" que hay 48 parlamentarios vascos de 75 "a favor del derecho a decidir"

BILBAO, 4 Nov. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Sortu y parlamentario de EH Bildu, Hasier Arraiz, ha negado que la Ley de Consultas de la coalición soberanista nazca "muerta" y ha recomendado una "lectura sosegada" del texto para comprobar que existen "posibilidades de acuerdo". Además, ha apuntado que la coalición soberanista quiere ver "si es cierto" que hay 48 parlamentarios vascos de 75 "a favor del derecho a decidir".

En una entrevista concedida a Radio Euskadi, recogida por Europa Press, el dirigente de la formación abertzale ha negado que su proposición de Ley de Empoderamiento de la Ciudadanía, registrada este pasado martes en el Parlamento vasco, esté abocada al fracaso. Por el contrario, Arraiz ha aconsejado "una lectura sosegada" del proyecto de Ley para percibir que "hay posibilidades de acuerdo".

Ante la posible acusación de 'electoralismo', debido a la cercanía de los comicios generales, ha recordado que su grupo parlamentario ya anunció con tiempo su intención de registrar las dos iniciativas, "la ley de consulta y una propuesta de texto articulado sobre qué decidir, 'el qué y el cómo'.

Según Hasier Arraiz, por el momento "se ha presentado el instrumento, el cómo" y su intención era, en el marco de la Ponencia de Autogobierno, "poder presentar el qué decidir y llegar a un acuerdo político".

Sin embargo, ha insistido en que "los ritmos de esa ponencia no son los que nosotros hemos marcado desde un principio" y, por esta causa, "la Ley de Consultas se ha adelantado", ya que su intención era "llegar al final" antes de concluir la legislatura. "Con la herramienta y también con el acuerdo político que se pone en consulta", ha indicado.

En este sentido, ha recordado las declaraciones del PNV, que admitió que no habría texto articulado en la presente legislatura, por lo que "van a incumplir su promesa electoral de hacer una consulta en 2015". En esta línea, ha dicho que, "si no hay un acuerdo político en el Parlamento" para poder votar, no se podrá llevar a cabo una consulta. "En 2015 no va a haber consulta, pero en 2016 no va a haber tampoco ni qué consultar", ha indicado.

Según ha adelantado, su intención es "tener una propuesta en torno a un proceso democrático de desconexión del Estado español" y la creación de "un Estado vasco". En ese proceso, la coalición soberanista cree que habría que consultar a la ciudadanía "más de una vez, en torno a cada paso que se dé".

"Nosotros queremos llegar a un acuerdo dentro de la ponencia de autogobierno. Nos da igual cuál sea la mesa en torno a la que nos reunamos, pero nos ha dado la impresión de que no existe voluntad de

llegar a ninguna parte dentro de esa ponencia de autogobierno", ha manifestado.

También ha recordado que la propia secretaria general del PSE-EE, Idoia Mendia, reivindicó "que, gracias al acuerdo con el PNV, este debate está anestesiado" en la Cámara vasca "y no va a llegar a ninguna conclusión".

INDIGNACIÓN

Arraiz ha mostrado su "indignación por lo que se ha hecho" con la Ponencia de Autogobierno, "un marco, un instrumento, que se ha creado para no debatir sobre esta cuestión, no llegar a acuerdos políticos y no decidir". En su opinión, "la responsabilidad" es de los grupos políticos "que no tienen ninguna intención de que los vascos puedan decidir en fechas próximas su futuro político".

Ha lamentado que la ponencia, en la que, "como mucho, se puede aspirar a acordar unas bases que se van a meter en un cajón para la siguiente legislatura", no se vuelva a reunir hasta el 13 de enero. "El Parlamento vasco no puede estar políticamente amortizado desde ya", ha manifestado. Según el presidente de Sortu, después de "casi tres años", la Ponencia de Autogobierno "está como empezó".

Hasier Arraiz ha lamentado que se haya rechazado la posibilidad de que celebre un pleno monográfico sobre el derecho a decidir en la Cámara vasca y ha confiado en que el PNV "se va a echar atrás" y va a permitir la celebración del debate.

Tras admitir que el posible abandono de la ponencia parlamentaria es un debate que existe en el seno de la coalición, ha advertido de que ese foro "es una pérdida de tiempo". "Nos han hecho perder el tiempo durante casi tres años a nosotros. No estamos dispuestos a seguir perdiendo el tiempo. Vamos a hablar con el resto de grupos políticos para que ese debate se pueda hacer y, si no se hace, no tiene sentido que EH Bildu siga estando en torno a esa mesa", ha dicho.

MANDATO CIUDADANO

Por otra parte, ha afirmado que EH Bildu "va a obedecer única y exclusivamente" el mandato de la ciudadanía que les respaldó en las urnas, "incluso si eso nos lleva a escenarios de confrontación con un Estado que niega nuestra identidad nacional como pueblo y los derechos que nos corresponde", como, en su opinión, "está ocurriendo en Cataluña".

"En Cataluña está existiendo el coraje democrático para hacer frente a esa imposición, y ese Parlamento autonómico ha dejado de ser lo o lo está dejando de ser para comportarse como una asamblea nacional y soberana", ha dicho.

Para Arraiz, ante "ese reto histórico y esa puerta a una vía democrática que está abriendo Cataluña" en el Estado español, los vascos no pueden "permanecer impasibles" y tienen que "dar un paso al frente". "Nosotros hemos dado ese paso al frente y queremos ver dónde está el resto y si el resto viene o no viene con nosotros", ha señalado.

Según ha recordado, se ha dicho que hay 48 parlamentarios vascos de 75 "a favor del derecho a decidir" en la Cámara autonómica y ha instado "a ver si eso es cierto". "Veintiún parlamentarios ya han dado ese paso al frente, dispuestos a asumir las consecuencias de ese escenario de confrontación democrática que se puede crear con el Estado español. Queremos ver dónde está el resto", ha emplazado.

En caso contrario, EH Bildu asumirá que es "minoría y que hay que llevar otros ritmos y hacerlo de otras maneras". "Volveremos a decir, en las elecciones autonómicas, cuál es nuestro proyecto y esperaremos a que sean más ciudadanos que antes los que respaldan nuestro proyecto".

CONTENIDO

Respecto a la Ley de Consultas de la coalición soberanista, ha afirmado que pretende que los vascos se conviertan en "protagonistas de la vida política" y, con ello, "de las decisiones más importantes de sus vidas".

"Planteamos que sea un instrumento para decidir el futuro político, social y económico del país, pero también para decidir el día a día de los ciudadanos sobre problemas que les afectan", ha explicado.

Preguntado por qué EH Bildu no pone en práctica estas fórmulas en las instituciones en las que gobierna, Arraiz ha asegurado que ya lo ha hecho "en algunos sitios". "Creemos que un acuerdo político en torno a esta ley daría identidad vinculante a esas consultas", ha dicho.

El parlamentario de EH Bildu ha explicado que la diferencia de esta iniciativa con la registrada en 2008 por el PNV radica en que aquella Ley de Consulta se incluía "en el paquete del Plan Ibarretxe y lo único que pretendía era legalizar la consulta que el lehendakari propuso" sobre el derecho a decidir y el impulso de "escenarios de diálogo para el final de la violencia de ETA".

Arraiz ha explicado que la proposición se ha realizado "en contraste con juristas, con gente que sabe de estas cosas cuestiones" y que les han asegurado "que tiene recorrido jurídico si existe voluntad política para ello".

Para leer más