Autoridades de España y Francia abordan hoy en París la situación de los presos de ETA

Publicado 18/06/2015 7:35:40CET

Entre la delegación española están convocados el fiscal jefe de la Audiencia Nacional y el responsable de Prisiones

MADRID, 18 Jun. (EUROPA PRESS) -

Jueces y fiscales de España y Francia así como autoridades de la Administración de ambos países se reunirán hoy en París en una cumbre de un día en la que la situación de los presos de ETA tendrá un papel destacado, según han informado a Europa Press fuentes conocedoras del encuentro. De fondo, la ley de reconocimiento mutuo de resoluciones penales en la Unión Europea que abre la puerta a que los presos terroristas que cumplen pena en otro Estado miembro (la mayoría en Francia) sean trasladados a una cárcel española.

Diversas fuentes consultadas han explicado que esta reunión lleva meses preparándose desde la discreción, si bien advierten de que el encuentro tampoco pretende ser secreto. Entre la delegación española se encuentran convocados el fiscal jefe de la Audiencia Nacional, Javier Zaragoza y el secretario general de Instituciones Penitenciarias, Ángel Yuste.

También está previsto que asista el juez central de vigilancia penitenciaria de la Audiencia Nacional, José Luis Castro; el juez central de lo Penal de la Audiencia Nacional, José María Vázquez Honrubia; y el nuevo juez de enlace entre España y Francia, Javier Gómez Bermúdez, ex juez de instrucción de la Audiencia y Nacional que también desempeñó en el pasado el cargo de juez de vigilancia penitenciaria.

EN VIGOR DESDE ESTE AÑO

La ley de reconocimiento mutuo, aprobada por el Congreso de los Diputados el pasado octubre (entró en vigor el 1 de enero de este año) traslada al ordenamiento español una normativa europea del año 2008, que permite que una condena firme de cárcel sea ejecutada en otro Estado miembro de la Unión cuando ello contribuya a facilitar la reinserción del condenado.

Hasta ahora sólo eran trasladados de manera definitiva cuando terminaban de cumplir sus condenas en los respectivos países y llegaban a España para cumplir condena por otras causas. También se producían entregas temporales durante un periodo de tiempo concreto para realizar trámites judiciales, principalmente para ser juzgados, pero luego eran devueltos al país que los había entregado.

Actualmente hay cerca de 95 presos de ETA repartidos en cárceles francesas. Algunos de ellos han transmitido a sus familiares y a sus abogados que prefieren seguir cumpliendo condena en el país galo en lugar de ser trasladados a cárceles españolas, según han informado a Europa Press fuentes de la lucha antiterrorista.

LOS ETARRAS PREFIEREN FRANCIA

Indican que el hipotético traslado a España "se percibe como algo negativo" para los presos dado que asumen que el sistema penitenciario actual español es más restrictivo en materia de redenciones para los presos terroristas. "Allí están mejor". Este el mensaje que los familiares de los internos terroristas le han hecho llegar tanto a los abogados habituales del Colectivo de Presos de ETA (EPPK por sus siglas en euskera) como a las propias estructuras de la izquierda abertzale, según los expertos antiterroristas.

Entre los presos de ETA recluidos en Francia están algunos de los últimos jefes de la banda como Mikel Carrera Sarobe, alias 'Ata', condenado a cadena perpetua en el país galo. También está Ibon Fernández de Iradi, alias 'Susper', a quien el entorno proetarra ha incluido en la lista de presos gravemente enfermos.

El pasado verano Francia decidió el acercamiento de dos presos de ETA, Oier Ardanaz y Alexander Akarregi, quienes fueron trasladados desde París hasta la de de Mont de Marsans (a unos 130 km de España). No obstante, desde entonces no se ha vuelto a producir movimientos significativos en este campo.

SIN CAMBIOS EN MATERIA ANTITERRORISTA

Semanas después de aquel traslado, el embajador de Francia en España, Jérôme Bonnafont, dijo durante un encuentro con periodistas en la embajada que aquellos dos casos "no representaban ningún peligro y estaban cerca del fin de su pena". "No hay diferencias entre España y Francia sobre lo que hay que hacer", sentenció.

Fuentes diplomáticas francesas reafirmaron esta postura la semana pasada con motivo del acto centrado en ETA y sus presos celebrado jueves en la Asamblea Nacional gala y organizado por varias asociaciones como el Grupo Internacional de Contacto que encabeza el abogado sudafricano Brian Currin. Estas fuentes aseguraron que el evento se había celebrado sin la participación del Ejecutivo galo y en una sala de la Asamblea Nacional en la que se realizan habitualmente actos de toda índole (políticos, culturales, sociales...).

En ese sentido, las autoridades francesas aseguraron que la celebración de esta iniciativa no va a suponer ningún cambio en la política seguida por el Gobierno francés en relación a ETA a la que exigen el desarme y la disolución incondicional al igual que el Ejecutivo español de Mariano Rajoy.