Confirman la absolución del alcalde de Badalona por vincular en panfletos delincuencia y gitanos rumanos

Panfleto sobre gitanos rumanos de García Albiol
EUROPA PRESS
Actualizado 08/07/2015 1:24:23 CET

BARCELONA, 25 Jul. (EUROPA PRESS) -

La Audiencia de Barcelona ha confirmado la absolución del alcalde de Badalona (Barcelona), Xavier García Albiol, de un presunto delito de provocación al odio y a la discriminación por el reparto de folletos electorales que vinculaban a los gitanos rumanos con la delincuencia de la ciudad.

Ha desestimado el recurso de apelación de SOS Racisme contra la sentencia absolutoria del Juzgado Penal 18 de Barcelona sobre el caso de los dípticos que repartió cuando aún no era alcalde junto a la líder del PP catalán, Alícia Sánchez-Camacho, el 24 de abril de 2010 en el barrio de La Salut, y otras declaraciones en medios en la misma línea.

Sin embargo, la sentencia tiene un voto particular de la magistrada María José Magaldi que se opone al archivo, con lo que SOS Racisme está estudiando si interpone un recurso de amparo ante el Tribunal Constitucional y después acudir a la justicia europea, ha explicado a Europa Press el abogado de la entidad, Oscar Vicario.

En su recurso, SOS Racisme defendía que la voluntad de Albiol era la de "injuriar" al colectivo gitano-rumano por su origen nacional y étnico y pedía a la Audiencia un nuevo interrogatorio.

En la sentencia, a la que ha tenido acceso Europa Press, la Audiencia considera que Albiol, con sus afirmaciones sobre el colectivo gitano rumano, "no actuó con conocimiento de su falsedad y temerario desprecio a la verdad".

Asimismo, reconoce que la intención del alcalde fue la "de denunciar la existencia de un problema a su juicio existente de inseguridad ciudadana, exponer las soluciones y ofrecer un compromiso al cuerpo electoral de la ciudad", y que sus declaraciones no tenían en cuenta la pertenencia de los afectados a una determinada etnia.

"El acusado no vertió sus imputaciones sobre el colectivo destinatario de las mismas por ser de etnia gitana y nacionales rumanos, sino que tras detectar un problema de seguridad y convivencia ciudadana, entendió que los causantes del mismo eran, por punto general, los integrantes de tal colectivo", argumentan.

VALORACIÓN DE ALBIOL

Ahora el alcalde, que valora muy positivamente la desestimación del recurso, ha declarado: "Pese a lo que piensen algunos, continuaré expresándome en libertad para explicar cuáles son los problemas reales que sufren los vecinos de algunas calles de la ciudad".

Albiol, que ha asegurado que no ha perseguido a nadie por su nacionalidad o etnia, ha defendido que continuará "trabajando intensamente contra todos aquellos individuos que provocan problemas de convivencia".