Actualizado 28/06/2007 19:36 CET

Debate Andalucía.- El PSOE rechaza reclamar a Chaves que las elecciones andaluzas no coincidan con otros comicios

SEVILLA, 28 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Pleno del Parlamento de Andalucía rechazó hoy, con los votos del PSOE, las propuestas de resolución planteadas por los tres grupos de la oposición, PP, IU y PA, en el Debate sobre el Estado de la Comunidad, en las que se pedía que el presidente de la Junta, Manuel Chaves, no haga coincidir las próximas elecciones autonómicas con otros comicios.

En concreto, los grupos parlamentarios presentaron en el Debate sobre el Estado de la Comunidad un total de 138 propuestas de resolución (35 de PSOE, 35 de PP, 35 de IU y 33 de PA), de las que salieron adelante todas las del grupo socialista, siete de IU y nueve del PA (ocho de ellas por unanimidad), mientras que las del PP fueron todas rechazadas por la mayoría del PSOE.

El PP fue el único partido en pedir que, ante el "agotamiento de la legislatura y los retos que se abren para Andalucía como consecuencia del nuevo Estatuto de Autonomía", las elecciones andaluzas se celebraran a la "mayor brevedad", mientras consideró que el hecho de que sean separadas de otro comicio es un "elemento indispensable para llevar a cabo un debate propio andaluz", propuesta que fue apoyada por PA y contó con la abstención de IU.

A este respecto, IU propuso que la Cámara instara al presidente de la Junta a "usar su competencia de disolución del Parlamento y convocatoria de elecciones andaluzas, buscando la fecha adecuada para que se consiga la no coincidencia" con otro comicio electoral, lo que fue apoyado por PP y PA.

Por su parte, el PA pidió, con el apoyo de la creación de un grupo de trabajo para estudiar la reforma de la Ley Electoral de Andalucía y que contemple, entre otras medidas, la no coincidencia de las elecciones andaluzas con otros comicios, la limitación de mandatos del presidente de la Junta, la segunda vuelta y las listas abiertas.

De otro lado, el Parlamento acordó, según una propuesta de resolución del PSOE, instar a la Junta a que continúe los trabajos que viene realizando con el Gobierno central que permitan que la 'deuda histórica' recogida en el Estatuto "tenga una resolución satisfactoria para nuestros intereses, en los términos y según los plazos establecidos" en la Disposición Adicional Segunda del texto estatutario, lo que fue rechazado por PP y contó con la abstención de IU y PA.

Las propuestas de resolución de los grupos de la oposición sobre esta materia fueron rechazadas. El PP pidió, enmarcado en un gran pacto para el desarrollo y aplicación del nuevo Estatuto, la "liquidación de la 'deuda histórica en el ejercicio de 2008, previa cuantificación por el Gobierno andaluz y aprobación por el Parlamento".

Izquierda Unida pidió que la Junta cuantificara, de acuerdo con las fuerzas políticas parlamentarias, las cantidades adecuadas y que el Gobierno central hiciera un primer pago de la 'deuda histórica', al menos, del 50 por ciento, con cargo a los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2008.

Los andalucistas propusieron que la Junta reclamara al Ejecutivo nacional que en los PGE de 2008 se contemple, como anticipo a cuenta, una partida presupuestaria destinada a Andalucía con cargo a la 'deuda histórica' de 1.000 millones de euros.

TRANSFERENCIA DE LA CHG

Asimismo, la Cámara acordó instar a la Junta, según una propuesta del PSOE, a seguir trabajando para que en el presente año queden resueltas todas las cuestiones técnicas que "permitan culminar el proceso de traspaso de las aguas de la Cuenca Hidrográfica del Guadalquivir que transcurren por nuestro territorio en los términos previstos en el artículo 51 del Estatuto", lo que fue rechazado por PP y contó con la abstención de IU y PA.

La federación de izquierdas demandó, sin éxito, que la Junta acelere las negociaciones con el Gobierno con el fin de que la transferencia se realice ante del final de la legislatura. Sobre este asunto, el grupo andalucistas propuso, algo que fue rechazado, que la Junta exigiera al Gobierno central el traspaso íntegro de la cuenca del Guadalquivir antes del fin de la presente legislatura.

La Cámara acordó, según una propuesta de resolución del grupo socialista, apoyada por PP, instar a la Junta a demandar del Gobierno central que en los Presupuestos Generales el Estado (PGE) de 2008, el gasto de inversión destinado a Andalucía se corresponda con el peso poblacional de la comunidad en el conjunto del Estado, de acuerdo con lo dispuesto en la Disposición Adicional Tercera del Estatuto.

De igual manera, aprobó, de acuerdo con otra propuesta socialista, pedir a la Junta que agilice la presentación de la Ley que regule la creación, composición y funcionamiento de un órgano mixto con representación de la Junta y de los ayuntamientos, que funcione como ámbito permanente de diálogo y colaboración institucional, al tiempo que será consultado para la tramitación de las normas que afecten a las corporaciones locales, de acuerdo con el Estatuto.

A iniciativa del PSOE, también se aprobó instar a la Junta, por un lado, a que la nueva asignatura de Educación para la Ciudadanía comience a impartirse en el próximo curso escolar en Andalucía y, por otro, a que elabore y desarrolle un Plan de Cuidados Paliativos que garantice una atención de calidad en los últimos momentos de la vida para favorecer una muerte digna y sin sufrimiento, en condiciones de equidad para todos los andaluces.

Entre las propuestas de resolución del PP, todas ellas rechazadas, se pedía un gran pacto para el desarrollo y aplicación del nuevo Estatuto de Autonomía, estableciendo como prioridades la transferencia y delegación de competencias a los ayuntamientos, la liquidación de la 'deuda histórica', inversiones del Estado en la comunidad de acuerdo con su peso poblacional y con una inversión extraordinaria de 4.500 millones, y un sistema de financiación autonómica que garantice la objetividad, transparencia y multilateralidad.

Los populares también demandaron un paquete de medidas del Gobierno que profundice en la "regeneración de la vida pública y de las instituciones" en Andalucía, que afecte a asuntos como la elección del director de la RTVA por los dos tercios del Parlamento; publicidad institucional, Consejo Audiovisual o transfuguismo. El PP reclamó además en sus propuestas hasta seis reformas en la comunidad en ámbitos como la educación, sanidad, justicia, economía, presupuestos y empleo, así como un pacto por el agua y otro por el cambio climático y que el Gobierno andaluz cumpla todos los compromisos que hizo en las distintas provincias durante la campaña de las elecciones municipales.

Entre las propuestas de IU aprobadas, se incluía una en la que se instaba a la Junta a elaborar una Ley de Renta Básica e Inserción Social para Andalucía, de acuerdo con lo previsto en el Estatuto.

En cuanto a las aprobadas al PA, se recogía una en la que se instaba a la Junta a solicitar al Gobierno central y a la Unión Europea la aplicación de los recursos necesarios para apoyar a Andalucía en su condición de frontera sur de Europa.