El ministro de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, José Manuel Albares (d), y el primer ministro palestino y responsable de Exteriores, Mohamed Mustafa (i)
El ministro de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, José Manuel Albares (d), y el primer ministro palestino y responsable de Exteriores, Mohamed Mustafa (i) - Belga - Europa Press
Actualizado: lunes, 27 mayo 2024 18:11

Sigue en directo las últimas noticias sobre la guerra en Gaza

Albares descarta responder a las "provocaciones" israelíes por ahora y anticipa respuesta conjunta con Irlanda y Noruega

MADRID, 27 May. (EUROPA PRESS) -

El Consejo de Ministros aprobará de forma oficial este martes el reconocimiento del Estado palestino, tal y como adelantó ante el Congreso la semana pasada el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y lo hará en un momento en que el pulso dialéctico con Israel como resultado de esta decisión se está tensando.

El reconocimiento de Palestina, dijo entonces Sánchez, es "un acto de paz, de justicia y de coherencia". "Ha llegado la hora de pasar de las palabras a la acción", sostuvo el presidente, recalcando que "por muchos muros que se levantan, por muchos pueblos que se bombardeen y por muchos asentamientos ilegales que se construyan, la tierra y la identidad de Palestina seguirán existiendo".

El presidente dejó claro asimismo que el paso que España va a dar "no es contra nadie, es en favor de la coexistencia pacífica entre Israel y Palestina, es a favor de la solución de los dos estados". "No es contra el pueblo de Israel", cuyo reconocimiento por los países árabes que aún no lo hace defendió, ni tampoco "es a favor de Hamás", recalcó, adelantándose así a la reacción del Gobierno de Benjamin Netanyahu, que tildó la medida de "medalla de oro" para el grupo terrorista.

El anuncio de Sánchez se produjo de forma prácticamente simultánea al que hicieron los gobiernos de Irlanda y Noruega de que también reconocerán el 28 de mayo al Estado palestino. La respuesta israelí fue prácticamente inmediata: la llamada a consultas de sus embajadores en estos tres países y la convocatoria de sus embajadores en Tel Aviv en el Ministerio de Exteriores.

En el caso de la embajadora en España, Rodica Radian-Gordon, es prácticamente seguro que no regresará a Madrid, ya que concluía su mandato a principios de julio y el Gobierno israelí ya designó a su sucesor hace meses, el cual podría ahora tardar en incorporarse.

Los embajadores en Tel Aviv, incluida la española Ana María Salomon, fueron convocados al día siguiente, el jueves, en la sede del Ministerio de Exteriores, donde tuvieron que ver el vídeo del ataque terrorista de Hamás el pasado 7 de octubre contra Israel y, en un gesto inusual en diplomacia, fueron grabados durante la reunión. Asimismo, se les trasladó el mensaje de que el reconocimiento tendría consecuencias "graves".

LA RELACIÓN CON ESPAÑA SE TENSA

Entretanto, la relación con España se tensó un poco más que con los otros dos países, como resultado de un vídeo publicado por la vicepresidenta segunda y líder de Sumar, Yolanda Díaz, en el que respaldaba el reconocimiento y sostenía que "Palestina será libre, desde el río hasta el mar", haciéndose eco así de un eslogan palestino que no reconoce a Israel ya que incluye el territorio que va desde el río Jordán hasta el Mediterráneo.

El ministro de Exteriores israelí, Israel Katz, no dudó en tildar de "antisemitas" las palabras de Díaz y anunció la prohibición de "dar servicio a los palestinos de Cisjordania" por parte del Consulado General en Jerusalén, el encargado hasta ahora de las relaciones con la Autoridad Palestina.

Precisamente, el ministro de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, José Manuel Albares, había adelantado que el Gobierno no preveía abrir una embajada en Ramala, donde tiene su sede la Autoridad Palestina, sino que iba a seguir gestionando la relación desde el Consulado General en Jerusalén, como hizo en su momento Suecia, el último estado miembro de la UE en reconocer el Estado palestino en 2014.

VÍDEO Y MENSAJES DEL MINISTRO ISRAELÍ

No ha sido hasta este lunes cuando Israel ha dado más detalles sobre su decisión, que ha trasladado mediante una nota a la Embajada española en Tel Aviv en la que le informa de que la prohibición entrará en vigor el 1 de junio. "Si esta política no es respetada, el Ministerio no dudará en emprender acciones adicionales", ha advertido.

Albares ya anticipó el viernes que habría una respuesta, una vez se conocieran los detalles, pero durante el fin de semana se han sumado una serie de "provocaciones absolutamente injustificadas y absolutamente reprobables" por parte del ministro de Exteriores israelí, en opinión del jefe de la diplomacia española.

Katz publicó el domingo un vídeo en X en el que, intercalando imágenes de dos bailaores de flamenco, se mostraban algunas escenas del ataque del pasado 7 de octubre bajo el titular "Hamás: Gracias España", en línea con otros mensajes similares dirigidos contra Irlanda y Noruega en días anteriores.

Este lunes, el ministro de Exteriores israelí ha continuado su andanada contra España, con un mensaje en el que, además de anunciar los detalles de la medida contra el Consulado en Jerusalén, ha advertido de que "los días de la Inquisición han terminado". "El pueblo judío tiene un Estado soberano e independiente, y nadie nos obligará a convertir nuestra religión ni amenazará nuestra existencia: aquellos que nos hacen daño, nosotros les haremos daño en respuesta", ha amenazado.

Posteriormente, y en un aparente intento de rebajar la tensión, Katz ha publicado otro mensaje con el que ha querido dejar claro que su particular cruzada no es contra los españoles. "El pueblo israelí y el pueblo español son pueblos amigos. No permitiremos que nos separaréis ni tú, ni los miembros de tu Gobierno", ha sostenido dirigiéndose a Sánchez y Díaz. También el Ejecutivo español se ha esforzado en la última semana en esgrimir que Israel es un "país amigo".

ALBARES OPTA POR NO CAER EN PROVOCACIONES

Tampoco Albares ha querido cargar las tintas, si bien el domingo ya salió en defensa del flamenco y tildó de "execrable" el vídeo. El ministro ha indicado desde Bruselas que junto a Irlanda y Noruega habrá una respuesta conjunta y mientras esta ocurre están de acuerdo en "no caer en ninguna provocación" que pueda desviar del "verdadero objetivo", la paz en Oriente Próximo.

Entretanto, durante el fin de semana se ha reabierto el debate en España sobre si lo que está llevando a cabo Israel en Gaza es un genocidio. Desde Sumar, tanto su líder como otros miembros del partido así lo han venido sosteniendo, pero en varias entrevistas en la última semana Albares se ha remitido en todo momento a que debe ser la Corte Internacional de Justicia (CIJ) la que se pronuncie al respecto en el marco de la causa abierta a petición de Sudáfrica.

El ministro de Exteriores ha dejado claro que el Gobierno apoyará lo que determine la CIJ en este sentido y también respaldará la decisión que adopte el Tribunal Penal Internacional (TPI), cuyo fiscal general, Karim Khan, solicitó la semana pasada la emisión de órdenes de arresto contra Netanyahu, su ministro de Defensa y los líderes de Hamás.

Sin embargo, el sábado, la ministra de Defensa, Margarita Robles, sostuvo que lo que está llevando a cabo Israel en Gaza es "un auténtico genocidio", convirtiéndose así en la primera ministra del ala socialista en pronunciarse tan duramente. Tanto Albares como el propio Sánchez han eludido este lunes secundar estas palabras de la titular de Defensa.

Por otra parte, y para visibilizar la unidad en su posición, Albares ha comparecido este lunes en Bruselas junto a sus homólogos de Irlanda, Micheal Martin, y de Noruega, Espen Barth Eide, para reivindicar el reconocimiento en este momento para proteger la solución de dos Estados y con la confianza en que otros países europeos puedan seguir sus pasos próximamente.

Más noticias
Contador