Actualizado 30/04/2020 18:43:49 +00:00 CET

Illa pide responsabilidad a los partidos ante las dudas sobre apoyar la nueva prórroga del decreto de alarma

MADRID, 30 Abr. (EURPA PRESS) -

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, ha pedido hoy responsabilidad a los partidos políticos ante las dudas que han expresado sobre todo el PP para apoyar la nueva prórroga del decreto de alarma que Pedro Sánchez tendrá que pedir esta semana en el Parlamento.

Salvador Illa ha realizado estas declaraciones durante una rueda de prensa esta tarde en Moncloa para explicar las franjas horarias que ha establecido el Gobierno para que adultos, niños y deportistas puedan pasear o realizar actividad física a partir del próximo sábado.

El ministro no ha aclarado cuál sería el plan B del Gobierno en caso de que los partidos de la oposición o sus socios de la moción de censura tumbaran en el Parlamento la petición de Sánchez de prorrogar el estado de alarma por cuarta vez.

Esta semana varios partidos, sobre todo el PP, aunque también ERC y el PNV, han lanzado duras críticas al Gobierno poniendo en duda su respaldo a una nueva prórroga del estado de alarma. De hecho, los partidos independentistas han dejado claro su oposición a esta situación por entender que les resta competencias.

El fuerte apoyo inicial que tuvo la primera prórroga --apoyada por toda la oposición salvo por ERC, JxCat, Bildu y la CUP, que se abstuvieron-- se ha ido mermando. En la segunda prórroga, Vox y la CUP se pasaron al no y en la tercera, también votó en contra JxCat.

Sin embargo, Illa se ha limitado a decir que "es un hecho objetivo" que el estado de alarma ha funcionado porque cuando se decretó el nivel de contagios estaba en el 35 por ciento y a día de hoy, está en el 0,6 por ciento. Por ello, ha considerado que "cada uno debe ejercer las responsabilidades como las entienda", pero ha matizado que la única forma que tiene el Gobierno para restringir la libertad de movimientos es prolongando el estado de alarma.

En este sentido, ha recordado que el virus no está vencido y ha señalado que la transición es un proceso muy complejo para el que no hay una experiencia previa y, "a partir de ahí cada cual tiene que asumir las responsabilidades que le correspondan".

Sí ha querido dejar claro que el Gobierno no va a entrar en reproches con nadie, ni con otras administraciones, ni con los partidos políticos porque considera que "tiene un único adversario, el virus". Por lo que ha pedido a las fuerzas políticas que no mezclen la sanidad y la política, antes de recordar la petición del presidente del Gobierno de alcanzar la unidad para luchar contra el virus y realizar un esfuerzo colectivo para la reconstrucción del país.

Para leer más