El PDeCAT exige la dimisión de Borrell por Abengoa y buscará su reprobación en el Congreso

Los diputados de CiU Jordi Xuclà y Carles Campuzano
EUROPA PRESS - Archivo
Actualizado 11/10/2018 17:47:12 CET

MADRID, 11 (EUROPA PRESS)

El PDeCAT ha exigido este jueves la dimisión de Josep Borrell como ministro de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación tras conocerse que la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) le ha sancionado por lo que considera una venta de acciones con información privilegiada en su etapa como consejero en Abengoa, y ya avanza que buscará su reprobación en el Congreso.

Los independentistas catalanes consideran que el proceder de Borrell en el caso de Abengoa, así como su decisión de vetar la presencia del presidente catalán, Quim Torra, en una reunión de ministros euromediterránea, hacen que su cargo actual como ministro sea "incompatible" e "insostenible" en términos políticos.

En concreto, el PDeCAT ha registrado en el Congreso dos peticiones de comparecencia de Borrell, una para que explique por qué utilizó información privilegiada en la venta de acciones de Abengoa por valor de 9.030 euros, y una segunda para que dé cuenta de los motivos por los que decidió no invitar a Torra a la reunión del Foro regional de la Unión por el Mediterráneo (UpM) del pasado lunes.

Por el primero de los asuntos la CNMV ha impuesto a Borrell una sanción --cuyo importe no ha desvelado-- al considerar que realizó una venta de acciones de un allegado cuando "conocía información relevante que todavía no había sido publicada". El ministro ha anunciado que está estudiando recurrir la decisión y ha negado haber tenido información privilegiada. Es más, ha argumentado que, si la hubiera tenido no habría perdido su inversión en la compañía.

¿ESTO AYUDA A RESTABLECER PUENTES DE DIÁLOGO?

Además, Jordi Xuclà ha registrado una batería de preguntas con las que pretende que el Gobierno le explique si vetó la presencia institucional de Torra en el foro euromediterráneo por miedo a que pudiera "distorsionar" la reunión o por "las diferencias ideológicas" que mantienen ambos gobiernos.

Si bien se trata de una reunión de nivel estatal, en ocasiones anteriores, el presidente de la Generalitat sí había dirigido un saludo a los asistentes. En los días posteriores, Borrell se ha mantenido en su decisión subrayando que no iba a darle a Torra la oportunidad de "seguir vilipendiando" a España o de provocar un problema diplomático como sucedió el pasado junio con el embajador Pedro Morenés en un foro internacional en Washington.

Relacionado con esto, el PDeCAT ambién quiere saber qué gestiones hizo el Gobierno para que la reunión no se celebrase en el Palacio de Pedralbes, cuya titularidad corresponde a la Generalitat de Cataluña, como había ocurrido en otras cumbres, sino en un hotel de Barcelona. Por eso, quiere saber el coste que ha asumido el Ministerio de Asuntos Exteriores en su organización.

"¿Considera el Gobierno que estos hechos contribuyen a establecer puentes de diálogo con el Govern de la Generalitat?", reza otro de los interrogantes registrados por el PDeCAT y recogidos por Europa Press.

Entre sus preguntas, Xuclà también se refiere a un documento titulado 'España es (no tan) diferente', realizado por un profesor de la Universidad de Córdoba y le pregunta si lo ha enviado a las embajadas españolas para que lo utilicen como argumentario.

Contador