El PP desvía a la mesa de partidos sobre la reforma electoral la revocación del voto rogado que ya está en el Congreso

José Ignacio Landaluce, diputado del PP
CONGRESO
Actualizado 04/07/2015 7:49:04 CET

MADRID, 24 Sep. (EUROPA PRESS) -

El PP ha rechazado en el Congreso sendas iniciativas de CiU y de Coalición Canaria para revocar la exigencia del voto rogado a los españoles residentes en el extranjero y lo ha hecho alegando que esta cuestión habrá de debatirse en las conversaciones que ha abierto la dirección de Génova con la oposición para tratar de cambiar el sistema de elección de alcaldes, pese a que la Cámara tiene desde marzo una proposición de ley sobre el voto emigrante.

La reforma electoral de 2011, pactada por PP, PSOE y los nacionalistas de CiU y del PNV, impuso a los inscritos en el Censo de Electoral de Residentes Ausentes (CERA) la obligación de solicitar previamente el voto para poder ejercer el sufragio activo en unos comicios, una exigencia que en las elecciones celebradas por posterioridad ha provocado el desplome de la participación electoral de los emigrantes.

LA INICIATIVA GALLEGA, BLOQUEADA DESDE MARZO

Aquella reforma, contestada en su momento por Izquierda Plural, UPyD, CC y BNG, ha ido perdiendo partidarios y sus propios promotores han acabado pidiendo su rectificación. De hecho, el pasado mes de marzo el Pleno del Congreso tomó en consideración una proposición de ley del Parlamento gallego para derogar el llamado voto rogado, aunque esa iniciativa sigue bloqueada prorrogándose semana tras semana el plazo de presentación de enmiendas.

En ese contexto, tanto la diputada de Coalición Canaria, Ana Oramas, como el portavoz de Exteriores de CiU, Jordi Xuclá, defendieron este miércoles en la Comisión de Exteriores del Congreso sendas iniciativas pidiendo al Gobierno que impulse la reforma de la ley electoral para acabar con el voto rogado. Los nacionalistas catalanes incluso ponen fecha: antes de las autonómicas de mayo de 2015.

Pero el ponente del PP, José Ignacio Landaluce, ha rechazado aceptar esas propuestas alegando que este asunto debe abordarse junto con otras materias de índole electoral dentro de las negociaciones que ha abierto el PP con la oposición para impulsar el cambio del sistema de elección de los alcaldes.

Landaluce ha recordado que el Gobierno abrió en marzo un proceso de diálogo con los grupos parlamentarios sobre regeneración democrática, que se ha retomado en septiembre pero ya sacando las propuestas relativas al sistema electoral para que se aborden en una mesa paralela de partidos políticos liderada desde la dirección del PP.

Hasta el momento, Génova sólo ha convocado a Coalición Canaria, que este lunes ya comunicó a la secretaria general que no apoya la idea de cambiar el sistema de elección de alcaldes antes de las municipales de mayo de 2015.

PROPUESTAS "FUERA DE LUGAR"

Según ha explicado Landaluce, existiendo esas vías de diálogo abiertas, resulta "fuera de lugar" plantear en el Congreso estas iniciativas parlamentarias y ha abogado por debatirlas en la mesa de partidos.

Mientras tanto, este martes la Mesa del Congreso volvió a aplazar una semana más el plazo de presentación de enmiendas a la proposición de ley del Parlamento gallego referida al voto emigrante.