Actualizado 28/06/2007 17:14 CET

PSOE tilda de "incongruente" y "carente de toda credibilidad" el acuerdo del PP y CC sobre el Estatuto canario

MADRID, 28 Jun. (EUROPA PRESS) -

La secretaria de Política Autonómica del PSOE, Carmen Hermosín, tachó hoy de "incongruente y carente de toda credibilidad" el acuerdo alcanzado alcanzando ayer por el PP y CC para enmendar el Estatuto de Autonomía de Canarias.

En su opinión, resulta "inverosímil" que los 'populares', que definieron el texto como "nacionalsocialista", y CC, "que hasta ahora se había negado a apearse de sus posiciones maximalistas", acuerden las enmiendas "en apenas 48 horas".

En este sentido, la dirigente socialista criticó que ayer ni el PP ni CC ofrecieran explicaciones sobre el acuerdo alcanzado, a través del cual mañana --día en que expira el plazo para la presentación de modificaciones al texto-- podrían presentar una veintena de enmiendas de manera conjunta al Estatuto. "Este viernes sabremos si ha sido CC, el PP o ambos los que han estado engañando a los ciudadanos durante los últimos meses", remachó.

Así las cosas, Hermosín denunció la "falta de seriedad y la irresponsabilidad" de ambas formaciones, a las que acusó de ser capaces de "hacer giros de 180 grados" en sus posiciones con tal de "conquistar el poder". "A estas alturas podemos decir con rotundidad que o bien mintieron y manipularon hace unos meses cuando se aprobó el texto en Canarias, o lo hacen ahora", remarcó.

Frente a esta actitud, Carmen Hermosín destacó que el PSOE, "que tiene una autoridad incontestable en materia de reformas estatutarias", presentará mañana sus enmiendas al texto canario "con la misma voluntad de consenso mantenida en todas las reformas estatutarias", al contrario que los 'populares' y los nacionalistas canarios.

Según la dirigente socialista, los primeros, además de tener "poca autoridad moral para hablar de consenso y acuerdo", "utilizan las reformas estatutarias conforme a sus intereses partidistas"; y los segundos, "han mantenido una actitud cerrada de no cambiar ni una coma del Estatuto en las Cortes. Por tanto, resumió, "sus posiciones siempre han estado presididas por el tacticismo: hoy voto en contra de la toma en consideración, mañana digo que estoy de acuerdo".