Ximno Puig asegura que llevar al Estado ante los tribunales por la financiación sería "el último paso"

Actualizado 27/08/2015 19:19:06 CET
Ximo Puig en un momento de su intervención
EUROPA PRESS

VALENCIA, 27 Ago. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, ha insistido este jueves en que no quiere judicializar la situación de "infrafinanciación" en la que se encuentra la Comunidad Valenciana, sino que éste será el "último paso si no se nos da otra oportunidad". Así, se ha mostrado partidario de "hablar" con el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, para explicarle las dificultades de la autonomía.

Así lo ha indicado en Requena (Valencia), donde ha visitado la Feria del Vino Ferevin, al ser preguntado por los medios por el informe que prepara la Conselleria de Justicia en relación con el modelo de financiación y la situación en la que se encuentra la Comunidad Valenciana y la posibilidad de presentar un recurso judicial.

Puig ha indicado que el informe estará concluido la próxima semana y, a partir de ese momento, "veremos cuál es el camino". No obstante, ha hecho hincapié en que no quiere "judicializar esta cuestión. Es el último paso si no se nos da otra oportunidad porque nosotros queremos dialogar y resolver un problema que es de desigualdad entre españoles". "Ni de victimismo ni de nacionalismo", ha precisado.

En esta línea, ha afirmado que actualmente los valencianos y otras autonomías "estamos teniendo graves dificultades financieras porque estamos desatendidos por la falta de equidad del Gobierno central". A su juicio, "se trata de superar esto y no de hacer un combate permanente contra el Gobierno".

Así, ha afirmado que quiere "hablar con Rajoy, explicarle la situación", aunque ya sabe "la dificultad de la Comunidad por la infrafinanciación y que aquí se cometieron graves errores porque también es un problema de mala gestión".

Al respecto, el jefe del Consell ha asegurado que su hoja de ruta es "un acuerdo de toda la Comunidad Valenciana a favor de un sistema justo de financiación y llevar hasta las últimas consecuencias esta reivindicación. No queremos estar en una escalada de confrontación permanente pero tampoco desde luego nos vamos a callar porque en ello va la supervivencia del autogobierno valenciano y de los valencianos", ha advertido.