Carmen Tomás.- Menudo aviso.

Actualizado 11/03/2009 1:00:36 CET
Actualizado 11/03/2009 1:00:36 CET

Carmen Tomás.- Menudo aviso.

MADRID, 11 Mar. (OTR/PRESS) -

El aniversario de los cinco años de gobierno socialista no puede ser más gris. Las declaraciones de unos y otros resultan irrelevantes cuando la realidad y no lo virtual nos abruma. Los datos son preocupantes y las previsiones más. Las últimas han sido las de FUNCAS. La nueva revisión es escalofriante y aún seguramente se quedan cortas. El Gobierno y sus voceros siguen a por uvas intentando vender un producto que ya pocos pueden comprar. No se ha reconocido la realidad y se ha sido incapaz de afrontarla con sensatez y menos con brillantez.

No menos pesimistas sobre nuestro futuro son otras previsiones publicadas. Y el Gobierno sigue inactivo. Venden ochenta medidas (cada vez que habla alguien aumentan por arte de magia) y son a cual más ineficaz y más incoherente con la siguiente. Se ha tirado el dinero a espuertas y no se ha puesto en marcha un plan serio que frene la sangría del paro y de la destrucción de tejido empresarial y productivo.

En las últimas horas, el presidente de la patronal bancaria ha puesto encima de la mesa otro asunto delicado. Dice Martín que habría que dejar caer a las entidades financieras que no sean viables. Poner parches, en su opinión, no conduce nada. El caso de la Caja Castilla-La Mancha es un ejemplo claro. Con dinero de todos se le va a salvar la cara a un mal gestor por el mero hecho de que es socialista.

Cree Martín que vamos de cabeza por ese camino de la salvación al caso de Japón, donde por cierto aún no se han recuperado de la crisis de los 90. Pero, el presidente de la patronal no se limitó a criticar el modelo que se va a adoptar o al menos parece que es el camino elegido. También tuvo palabras duras para el excesivo endeudamiento de la economía española. España es uno de los países más endeudados del mundo y por lo tanto el objetivo debe ser reducir ese endeudamiento. A su juicio, la crisis de la economía española no tiene que ver sólo con lo ocurrido en Estados Unidos. Hay razones internas y entre ellas las enormes necesidades de financiación. Además, por supuesto, alertó de la necesidad imperiosa de aumentar la competencia.

En todo caso, la banca arrimará el hombro y según el presidente de los banqueros hay que acometer reformas en la economía y en el sistema bancario. Toda una lección la que ha dado hoy Miguel Martín. A ver si toma nota el gobierno y se deja de hacer discursos triunfalistas y de echarle la culpa a todo lo que pasa por delante.

OTR Press

Francisco Muro de Iscar

Refugio de esperanza en Palabek

por Francisco Muro de Iscar

Victoria Lafora

Caos en la Generalitat

por Victoria Lafora

Carmen Tomás

El PP presenta programa

por Carmen Tomás