Francisco Muro de Iscar.- Cuestión de comunicación.

Actualizado 04/09/2009 14:00:24 CET

MADRID, 4 Sep. (OTR/PRESS) -

La vicepresidenta Elena Salgado va a comparecer semanalmente para explicarnos la evolución de la crisis económica, lo cual no deja de ser un contrasentido, porque en su primera aparición ya ha dicho que "la mejora económica es ya una percepción general" (sic) y "no sólo un discurso del Gobierno". Dicho lo cual, la vicepresidenta económica, que está ajena a muchas de las ofertas, propuestas y negociaciones de su propio Gobierno en materia económica, ha venido a decir que "el Gobierno debe mejorar su comunicación a los ciudadanos", posiblemente porque éstos no se enteran, pobres, de que la crisis ya está pasando. Es decir que esto no es un problema económico, sino una cuestión de comunicación. Casi siempre los problemas lo son de comunicación. Pero antes hay que reconocer si hay o no "un problema".

Lo del crecimiento imparable del paro, a pesar del Plan E, lo del turismo, el déficit creciente, el deterioro de las finanzas y todo lo demás, podría ser, visto así, un problema de percepción. Salgado dice que "lo más agudo y lo peor de la crisis ha pasado ya" aunque no espera "un trimestre con crecimiento positivo hasta el segundo de 2010". Es decir, que nos quedan entre ocho y nueve meses pésimos, según el Gobierno, y todo un 2010 de crecimiento negativo según los expertos y las instituciones solventes e independientes.

Pero todo es un problema de comunicación porque el Gobierno se ha tirado todo un mes de vacaciones y sólo ha hecho una paradiña para aprobar lo de los 420 euros para parados sin subsidio y ha tenido que rectificarlo unos días después, con el apoyo inestimable de ERC, BNG e IU, que son los que van a sacar a este país de la crisis. Pero Salgado, que valora tanto la comunicación, ya ha adelantado que en el mejor de los casos, el grueso de esos parados no van a cobrar nada hasta noviembre. Así que ganamos otros dos o tres meses.

Estamos esperando ya la próxima comparecencia de la vice económica para saber cuánto nos va a subir los impuestos, cuánto van a gravar la fiscalidad del ahorro, aunque sea de modestos ahorradores, y si van a dar la batalla a fondo contra la economía sumergida, contra la fuga de capitales VIP a países más amistosos, o contra el dinero negro. Ya saben ustedes que en esto del dinero, al final siempre pagan los mismos y siempre se salen con la suya los que más tienen.

Dice Santiago Álvarez de Mon, uno de nuestros sabios en liderazgo y comunicación, que en situaciones de crisis, "la honestidad y el coraje moral para coger el toro por los cuernos serán las mejores herramientas, no sólo para salir del paso sino trocar una debilidad en una fortaleza imprevista... En lugar de tapar vías de agua y negar las inmensas goteras, añade, hay que enfrentarse a la prensa con lucidez y determinación". Lo dicho, una cuestión de comunicación. Tiene razón Salgado. Como siempre.

OTR Press

Fermín Bocos

El giro de Rivera

por Fermín Bocos

Pedro Calvo Hernando

¿Tezanos se lo inventa todo?

por Pedro Calvo Hernando