Actualizado 18/01/2013 16:32

Casi dos de cada diez mayores utilizan Internet al menos una vez al trimestre

ORDENADOR, TECLADO, NUEVAS TECNOLOGÍAS
EUROPA PRESS

MADRID, 18 Ene. (EUROPA PRESS) -

Casi dos de cada diez personas mayores de entre 65 y 74 años (18,3 por ciento) han utilizado Internet en los últimos tres meses, una cifra que ha aumentado hasta un 15 por ciento en los últimos seis años, y un 75,9 por ciento emplean el teléfono móvil, según el último boletín de cifras del Instituto Nacional de Estadística (INE) sobre envejecimiento activo con el que se concluye la serie dedicada al Año del Envejecimiento Activo y la Solidaridad Intergeneracional.

Además, el boletín destaca que, entre las actividades más frecuentes de los mayores en Internet se encuentran: recibir o enviar correo electrónico (84 por ciento), buscar información sobre bienes y servicios (65,3 por ciento) y leer o descargar noticias, periódicos o revistas de actualidad en línea (74,3 por ciento).

Asimismo, muestra que un 3,4 por ciento de las personas de 65 a 74 años ha utilizado Internet en los últimos tres meses para comprar (5,1 por ciento de los hombres y 2 por ciento de las mujeres) y que los productos que más compran son servicios para viajes -billetes de transporte público, alquiler de coches-, alojamientos de vacaciones y entradas para espectáculos.

Mientras, indica que en la Unión Europa, en 2011, un 20 por ciento de la población de 65 a 74 años aseguraba usar diariamente Internet, registrándose más del doble de este porcentaje en Dinamarca, Luxemburgo, Suecia y Países Bajos.

Por otro lado, según datos de la última 'Encuesta sobre hábitos y

prácticas culturales en España 2010-2011', más del 97 por ciento de los mayores de 65 a 74 años ve la televisión a diario, un 54,4 por ciento por ciento escucha la radio todos o casi todos los días, y en torno a un 33 por ciento lee la prensa diaria de información general.

Además, entre sus actividades culturales preferidas también destacan la lectura de libros (36,9 por ciento), visitar monumentos (27,1 por ciento), museos (21,4 por ciento) e ir al cine (18,2 por ciento).

El boletín también revela que, entre los mayores residentes en España, más de la mitad de los viajes se realizan por motivos de ocio, recreo y vacaciones (54,2 por ciento en los viajes interiores y 53,6 por ciento en los realizados al extranjero).

En este sentido, se observa que en 2011, los viajeros de más de 65 años representaron un 12,3 por ciento del total de viajeros españoles. Concretamente, el estudio indica que algo más de la mitad de la población entre 65 y 74 años, ha viajado en el último año, mientras que entre las personas de 75 años o más la proporción baja al 30,1 por ciento.

Atendiendo a las actividades educativas, el boletín apunta que, según la 'Encuesta sobre la Participación de la Población Adulta en las Actividades de Aprendizaje', la participación a medida que aumenta la edad, tanto en educación formal (conducente a un título oficial) como en educación no formal, desciende.

Así, refleja que en 2011, un 23 por ciento de las personas de 55 a 65 años participaron en alguna actividad educativa, cifra ligeramente superior entre las mujeres (23,2 por ciento frente al 22,7 por ciento de los hombres). Por su parte, quienes afirman no haber participado en ninguna actividad de este tipo a pesar de querer hacerlo, alegan "falta de apoyo del empleador o de los servicios públicos" y "responsabilidades familiares".

Concretamente, se desprende que los estudios universitarios han sido los preferidos entre las personas de 55 a 65 años que se han decantado por la educación formal (2,1 por ciento del total), frente a quienes han elegido la educación no formal (actividad que sigue un 21,7 por ciento) que prefieren los contenidos relacionados con la salud y los servicios sociales y la informática a nivel usuario, materia por la que también optan los autodidactas, que representan un 13,5 por ciento de los hombres y un 11,1 por ciento de las mujeres.

Por otra parte, el boletín del INE recoge los datos de la Encuesta Europea de Calidad de Vida que revela que el nivel de satisfacción con la vida social de los mayores de 64 años es de 7,4 frente al 8,3 que se registra entre los jóvenes.