Actualizado 16/08/2010 12:45 CET

Demandan a Disney y Warner por espiar a los internautas

Niños utilizando ordenadores
EP/FIDELIZA

MADRID, 16 Ago. (Portaltic/EP) -

Un grupo de abogados estadounidenses presentó la semana pasada una demanda contra varios de los sitios webs más importantes de EEUU por rastrear la navegación de los internautas, entre los que se encuentran también menores. Entre ellos se encuentran dos tan populares como Disney y Warner Bros.

La querella, presentada ante el Distrito Central de California, alega que estos sitios web emplearon la tecnología de 'Clearspring', una compañía de software que ofrece una fórmula publicitaria para 'widgets'.

Esta tecnología se 'Clearspring' sería la responsable de la presunta recogida de datos de los internautas, entre ellos menores de edad, tales como sexo, preferencias de navegación o actividad laboral; según recoge 'Portaltic' de 'CNET'.

Entre los sitios demandados figuran algunos de los más populares de Estados Unidos, como son Disney, Playlist.com o SodaHead; lo cuales emplean un servicio de cookies de Flash de 'Clearspring' que permite el rastreo online de las actividades de los internautas en la red.

Las cookies de Flash empleadas por esta tecnología se caracterizan por no ser detectadas por los usuarios cuando estos intentan borrar las cookies de su navegador.

Sin embargo, esta no es la primera demanda de estas características que se produce en las últimas semanas. Una querella similar fue presentada el mes pasado contra el rival de 'Clearspring', 'Quantcast', que cuenta entre sus clientes con empresas como ABC y NBC.

ESTUDIO DE LA UNIVERSIDAD DE BERKELEY

La demanda se ha producido un año después de que un grupo de investigadores de la Universidad de Berkeley publicaran un informe en el que revelaban cómo más de la mitad de los sitios web más conocidos de los Estados Unidos empleaban un plug-in poco conocido de Adobe Flash para rastrear a los usuarios y almacenar información sobre ellos.

Este informe, explicaba cómo, a diferencia de las cookies de navegador tradicionales, las cookies de Flash son relativamente desconocidas para los usuarios de Internet y escapan a los controles de privacidad del navegador; según recoge 'Portaltic' de 'Wired'. Esto se traduce en que, incluso cuando un usuario cree que ha desactivado el seguimiento de su ordenador, éste continúa.

Entre los sitios que destacaron los investigadores en su informe como aquellos que se servían de esta tecnología figuraba el de la Casa Blanca, 'Whitehouse.gov'.

Para leer más