Celaá defiende la propuesta de aprobar Bachillerato con suspenso para hacer "un gran favor" a los alumnos

Celebración del encuentro + encuentro +Futuro +Progreso: +FP
MARTA FERNÁNDEZ JARA - EUROPA PRESS
Publicado 13/11/2018 11:38:34CET

   MADRID, 13 Nov. (EUROPA PRESS) -

   La ministra de Educación y Formación Profesional, Isabel Celaá, ha precisado que su propuesta de permitir aprobar Bachillerato con un suspenso está todavía en "negociación" junto al resto de medidas que contempla para reformar la Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE), pero la ha defendido para los casos en los que se pueda hacer "un gran favor" a los estudiantes.

   "Consideramos que el Bachillerato es más una época más inclinada hacia la Universidad que no hacía el niño que está aprendiendo en la ESO. Y en la Universidad ocurre que también se puede aprobar por compensación", ha explicado a los medios durante el encuentro '+Futuro +Progreso = +FP. La educación que desarrolla el talento', que se celebra este martes en el Auditorio del Museo Nacional del Prado de Madrid organizado por su Ministerio, y que ha inaugurado el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.

   Según Celaá, su propuesta está dirigida a los estudiantes que "tenga una asignatura no del todo satisfactoriamente aprobada", para que por "compensación" pueda obtener el título de Bachillerato "si es que se considera que le hace un gran favor, un beneficio, al alumno pasar". "Esto será a criterio siempre de la comisión de evaluación", ha especificado la ministra.

   La medida consta en el documento 'Propuestas para la modificación de la Ley Orgánica de Educación', que el ministerio remitió el pasado jueves a las organizaciones representativas para la comunidad educativa.

   Así, en el texto se plantea, en el bloque II -sobre las enseñanzas y su ordenación- "incorporar la futura regulación de la posibilidad de obtención del título de Bachillerato por compensación en caso de superar todas las materias salvo una". El documento iba acompañado de una carta del secretario de Estado de Educación, Alejandro Tiana, en el que manifestaba la voluntad del Ejecutivo de buscar el máximo consenso posible.