Iglesia católica, musulmanes y protestantes animan a ir a las urnas pero no piden el voto para ningún candidato

Publicado 26/04/2019 18:38:42CET

MADRID, 26 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Iglesia católica, la Comisión Islámica de España (CIE) y la Federación de Entidades Religiosas Evangélicas de España (FEREDE), invitan a sus fieles a acudir a las urnas este domingo 28 de abril para participar en las elecciones generales, aunque no piden el voto para o contra ningún partido político.

Así, los obispos no señalan a ningún candidato en concreto pero sí animan a los católicos a no quedarse en casa. Además, a la hora de votar, les invitan a sopesar algunos asuntos como Cataluña, el aborto, la eutanasia, la familia, el derecho de los padres en la educación y la acogida de los inmigrantes, entre otros.

Así lo manifiesta el secretario general de los obispos, Luis Argüello, en un artículo de opinión publicado a comienzos del mes de abril por la revista de la Conferencia Episcopal Española 'Ecclesia' bajo el título 'Ante las próximas elecciones'.

Aunque reconoce que "ningún programa político agota las exigencias del Evangelio", Argüello invita a los electores católicos a ejercer su derecho de forma "libre y responsable", valorando los programas electorales y el "comportamiento" de los partidos y sus líderes en el ciclo político que concluye. "Muchas veces no habrá otra salida que la del bien posible, la del mal menor o la opción menos oscura, actitud siempre preferible a la de la indiferencia", añade.

En cualquier caso, invita a los católicos a: favorecer con su voto la "cultura del encuentro" en Cataluña porque considera que "el derecho a decidir no es moralmente legítimo en sí mismo"; a sopesar si el partido político al que dirigen su papeleta promoverá políticas en contra del aborto y la eutanasia; y si acogerá e integrará a los migrantes.

Por su parte, la Comisión Islámica de España (CIE) tampoco pide el voto para o contra ningún partido político determinado aunque sí anima a los musulmanes españoles a participar en las elecciones generales tras "evaluar libremente, y con la información pertinente, las candidaturas".

"UNA JORNADA DE MÁXIMA DEMOCRACIA"

"Los musulmanes españoles, como ciudadanos que son, tienen el deber y el derecho de participar activamente en una jornada de máxima democracia", ha subrayado el presidente de la CIE, Riay Tatary, en declaraciones a Europa Press.

En España, viven casi 2 millones de musulmanes, de los cuales un 43 por ciento son españoles. "Aquellos que, dentro de ese 43 por ciento, tenemos la obligación y el derecho de sufragio, hemos de ser conscientes de la relevancia de ese acto", ha subrayado.

Tatary recuerda que la abstención y el voto nulo no cuentan para el reparto de escaños, y que el voto en blanco se computa para el porcentaje en el reparto. Por ello, anima a participar en estos comicios a todos los musulmanes con capacidad legal para votar, para "dar ejemplo en el cumplimiento de una obligación, que también constituye un derecho, el de sufragio".

Por su parte, la Federación de Entidades Religiosas Evangélicas de España (FEREDE) tampoco orienta sobre el voto y recomienda a las iglesias, pastores y líderes eclesiales en el ejercicio de su cargo, no pedir el voto para o contra ningún partido. La única recomendación que hacen, según precisa FEREDE a Europa Press es la de "ir a votar, como un compromiso moral de ciudadanía".

ENTRAR EN POLÍTICA "SIN LA DEBIDA PREPARACIÓN"

Además, en una declaración reciente con recomendaciones para la participación política, FEREDE valora positivamente la posibilidad de que los cristianos evangélicos pasen a la acción política aunque muestra su "preocupación" por "cómo algunos creyentes, probablemente bien intencionados, están entrando a la arena política sin la debida preparación".

"En algunos casos, entran sin el talante pacífico, prudente, conciliador y democrático, que debería exhibir un hijo de Dios, adoptando formas y asumiendo prejuicios mundanos que neutralizan per sé cualquier aportación positiva", subrayan desde la Federación. A estas personas les piden "responsabilidad" y les exhortan a "reflexionar y reconsiderar sus actuaciones y sus discursos".

Además, los evangélicos españoles consideran que "ningún partido político, por la propia naturaleza democrática y representativa de los mismos, podrá representar jamás de forma integral los valores del reino de Dios"; y añaden que "ningún militante político, candidato o cargo electo, puede arrogarse la representatividad directa o indirecta, parcial o absoluta, del pueblo evangélico español".

Finalmente, la FEREDE pide a los protestantes españoles "comprensión, respeto, y cortesía democrática" hacia quienes defienden otras ideas diferentes a las suyas.

Contador