"Te quiero", los niños de San Ildefonso vuelven a emocionarse con las misma expresión al cantar el Gordo

Alonso Dávalos (i) y Ángel Abaga (d) de la residencia de San Ildefonso cantan el Premio 'Gordo' del Sorteo Extraordinario de la Lotería de Navidad 2022.
Alonso Dávalos (i) y Ángel Abaga (d) de la residencia de San Ildefonso cantan el Premio 'Gordo' del Sorteo Extraordinario de la Lotería de Navidad 2022. - Eduardo Parra - Europa Press
Publicado: jueves, 22 diciembre 2022 14:01

Sigue en directo las últimas noticias sobre el Sorteo de Navidad

MADRID, 22 Dic. (EUROPA PRESS) -

Los niños de la Residencia Internado de San Ildefonso que han cantado el premio 'Gordo' del sorteo extraordinario de la Lotería de Navidad 2022 han protagonizado uno de los momentos más emotivos del sorteo de este año cuando se han acercado a la mesa presidencial para mostrar el número y uno le ha dicho "te quiero" al otro.

No es la primera vez que se produce un momento emotivo en un sorteo extraordinario de la Lotería de Navidad. Ya en el sorteo de 2021, las niñas de San Ildefonso que cantaron el 'Gordo', también tuvieron palabras de cariño entre ellas.

Tras cantar el primer premio, Yanisse Alexandra Soto Rivera y Paula Figuereo Figuereo se acercaron a la mesa presidencial entonando el número, entre lágrimas. "No llores", le dijo una a la otra, mientras enseñaban las bolas con el número y el premio. "Tía, te quiero un montón. Yo también", se susurraron emocionadas.

Este año, la anécdota ha ocurrido en la quinta tabla del sorteo, a las 11:21 horas, cuando los niños de San Ildefonso Alonso Dávalos Durán y Ángel Abaga Elebiyo han cantado el primer premio, dotado con 4.000.000 de euros a la serie, que ha sido para el número 5.490. Por su parte, David Caba Mamani y Diana Elisabeth Heredia Arias, han sido los encargados de extraer las bolas del número y el premio.

Al comprobar que el número había sido agraciado con el 'Gordo', Alonso Dávalos y Ángel Durán han dado un paso adelante para cantar en voz bien alta el premio. Después, se han dirigido a la mesa presidencial para enseñar las bolas y uno de los pequeños, visiblemente nervioso y emocionado, ha expresado su cariño a su compañero. "Te quiero", ha dicho. "Ay, qué alegría", han enfatizado los menores a los que les ha costado un poco encajar una de las bolas por el nerviosismo.

Más información