Satse critica la "discriminación" del SAS a enfermería y fisioterapia "al negarles" la clasificación en el grupo A1

Publicado 23/03/2018 16:29:23CET

Dice que la diferencia salarial entre nivel A1 y el A2, que actualmente encuadra estas dos categorías, supera los 1.800 euros anuales

SEVILLA, 23 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Sindicato de Enfermería (Satse) de Andalucía ha denunciado la "discriminación" que sufren en el Servicio Andaluz de Salud (SAS) las categorías de enfermería y fisioterapeutas, entre otras, a las que "se les niega el reconocimiento de su nivel profesional dentro del grupo A1, que le corresponde por su formación académica de Grado".

En este sentido, Satse explica a través de un comunicado que la nueva clasificación "debe conllevar, por supuesto, su oportuno reconocimiento económico", y que "todos aquellos que estén integrados en el grupo A1 deben tener las mismas retribuciones básicas, siendo las retribuciones complementarias las que, en su caso, marcarán la diferencia entre profesionales atendiendo a la responsabilidad y a las características de las pruebas de acceso al puesto".

Según denuncia Satse, el mantenimiento de estas categorías en el subgrupo de clasificación A2 implica "una pérdida salarial para los profesionales afectados de 153 euros mensuales en su sueldo base, que es de 1.131,36 euros para el grupo A1 y 978,26 para el A2 en el año 2018, unos 1.830 euros anuales menos". A esto hay que sumar una diferencia de 8,04 euros mensuales en concepto de trienios, fijados en 43,52 euros para el grupo A1 y 35,48 para las categorías del grupo A2.

BRECHA DE GÉNERO

Para el Sindicato de Enfermería resulta además "llamativo" que en una Administración en la teoría apuesta por la igualdad entre hombres y mujeres "se mantenga esta discriminación económica con profesiones mayoritariamente femeninas, aumentando así la brecha salarial de género". De esta forma, apostilla es sindicato, "se perpetúan las diferencias salariales entre hombres y mujeres en profesiones tan feminizadas como la enfermería, en la un 76,7% son mujeres, o fisioterapeutas, con 69,2% o matronas, cuya plantilla la forman un 89 por ciento mujeres".

Ante esta situación, en Andalucía, han sido numerosas las ocasiones en las que el Sindicato de Enfermería ha solicitado en las Mesas de Negociación se inicien las trámites necesarios para realizar la oportuna reclasificación profesional pasando a las enfermeras, enfermeras especialistas y fisioterapeutas a clasificarse en el subgrupo A1, donde le corresponde estar clasificados por su titulación académica. "Hasta la fecha, desde el SAS siempre se ha recibido una respuesta negativa a esta reivindicación con el argumento de que es responsabilidad del Gobierno de España", apunta el Sindicato de Enfermería.

Sin embargo, el SAS pretende ahora, en el marco de la negociación de un nuevo Decreto de Plantillas, "clasificar nuevas categorías profesionales en el nivel A1, categorías cuya titulación es la misma que la de enfermeras, enfermeras especialistas y fisioterapeutas, Grados con 240 créditos". Asimismo, señala que el SAS ha reclasificado diversas categorías mediante la amortización y creación de categorías profesionales, en contra del argumento de la responsabilidad Estatal, y por tanto, SATSE entiende que la Administración sanitaria autonómica "cuenta con potestad suficiente para atender esta justa demanda".

Así pues, desde el Sindicato de Enfermería se ha solicitado que se inicien, a la mayor brevedad posible, los trámites pertinentes y las acciones necesarias para que las categorías profesionales del SSPA de Enfermeras, Enfermeras Especialistas, Fisioterapeutas, Logopedas, Terapeutas Ocupacionales, Trabajadores Sociales, Técnico Superior en Prevención de Riesgos Laborales, Ingeniero Técnico Industrial, Técnico Promoción Donaciones Sanguíneas, Técnico superior en Mantenimiento e Instalaciones y Técnico Medio Función Administrativa, se encuentren clasificadas en el grupo de clasificación A1.