Satse "reforzará" su campaña para el mantenimiento de las 35 horas al hilo de la negociación de los PGE de 2018

Publicado 21/09/2017 18:46:17CET

SEVILLA, 21 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Sindicato de Enfermería (Satse) de Andalucía "reforzará" su campaña de movilizaciones para el mantenimiento de la jornada laboral de las 35 horas "ante las negociaciones llevadas a cabo para la aprobación del anteproyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para el próximo año, en la que se prevé la recuperación de la jornada laboral de las 35 horas, eliminada con el Real Decreto-Ley 20/2011".

Así lo ha indicado este jueves el sindicato en un comunicado en el que subraya que va a hacer "todo lo posible para que las 35 horas no sean suspendidas", en el que apela "directamente a la Junta de Andalucía y a su negociación con el Gobierno central", y se le solicita "el respeto de las condiciones laborales de los profesionales y el empleo generado por la vuelta a las 35 horas, ya que ha llegado el momento de establecer con seguridad jurídica las 35 horas en la sanidad pública, así como recuperar el poder adquisitivo perdido".

Para el Sindicato de Enfermería, es de "vital importancia" el mantenimiento de la jornada de las 35 horas, ya que "la destrucción de empleo que supuso las 37,5 horas para Enfermería fue abrumadora". Tanto es así que, según los cálculos de Satse, aún para la recuperación real de la jornada de las 35 horas semanales, solo en Enfermería serían necesarios 2.400 contratos. "Solo incrementando el número de contrataciones se podrá garantizar tanto la mejora de las condiciones laborales de los profesionales como la recuperación de una asistencia sanitaria de calidad", según sostiene el sindicato.

Desde Satse señalan que eso, "unido al resto de recortes impuestos tanto por el Gobierno autonómico como por el central en los últimos siete años, ha dado lugar a que los profesionales de Enfermería y Fisioterapia, así como el conjunto de los trabajadores de la sanidad pública, acumulen una pérdida total del 30 por ciento del poder adquisitivo".

En esta línea, el sindicato subraya que "son muchos los recortes que aún permanecen vigentes para el personal de Enfermería de Andalucía, como es el último pago que queda pendiente de la devolución de la extra de 2012, cuya previsión es abonarla en febrero del próximo año", de forma que la comunidad andaluza "es de las últimas en todo el Estado en aplicar su devolución".

Satse también alude al "recorte adicional que ha conllevado en estos años la paralización de la carrera profesional del SAS, que aunque la Administración andaluza ha reactivado la certificación de la carrera profesional correspondiente al año 2012, aún sigue sin darse resolución al resto de los procesos".

Se trata de un reconocimiento, según apunta Satse, que está "avalado por los tribunales, ya que han sido numerosas las sentencias ganadas por el sindicato en las que se obliga al Servicio Andaluz de Salud a abonar los atrasos por el reconocimiento de sus niveles de carrera".

Otro de los "recortes" sustraídos al personal sanitario, según el sindicato, son las retribuciones variables íntegras que se redujeron en un diez por ciento desde la entrada en vigor de la Ley 3/2012, de 21 septiembre, de Medidas Fiscales, Administrativas, Laborales y en materia de Hacienda Pública para el reequilibrio económico-financiero de la Junta de Andalucía.

Es un "recorte que ha sido reclamado en multitud de ocasiones por Satse, ya que este diez por ciento restituido afecta únicamente al personal del servicio sanitario y afecta a conceptos que retribuyen las condiciones especiales de penosidad respecto a otros sectores que no realizan turnos, noches, festivos, jornada complementaria y dispersión geográfica entre otros", según el sindicato de Enfermería, que añade que son conceptos por los que se cobran en torno al 40 por ciento de la nómina mensual y cuya recuperación, según la previsión de la Junta, es "no abonarlo íntegramente, sino hacerlo en dos periodos en los años 2018 y 2019, sin reconocer la devolución de lo que se ha dejado de percibir".

Igualmente, los profesionales del SAS "siguen sin recuperar las ayudas de acción social", según abunda el Satse, que señala que "otro de los recortes que aún a día de hoy los profesionales de Enfermería continúan sufriendo y que la Junta parece haber olvidado que tiene que restituir es la cuantía del complemento específico de las pagas adicionales de julio y diciembre de 2013 y 2014, y que para este personal supone una merma salarial de unos 1.800 euros".

Por último, Satse asegura que "no va a consentir que se siga castigando a los profesionales sanitarios andaluces", por lo que exige a la Administración andaluza que "no retrase más en devolver a su personal lo que les pertenece, e iniciar la recuperación del poder adquisitivo perdido a causa del 'tijeretazo' efectuado en los últimos años".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies