El juez Serrano celebra "recuperar la toga" perdida por criticar la "ideología de género"

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

El juez Serrano celebra "recuperar la toga" perdida por criticar la "ideología de género"

Serrano
EUROPA PRESS
Actualizado 27/10/2016 15:36:48 CET

SEVILLA, 27 Oct. (EUROPA PRESS) -

   El abogado Francisco Serrano ha mostrado este jueves su "alegría" por "recuperar la toga" tras la sentencia del Tribunal Constitucional (TC) que le rehabilita como juez después de que la Sala de lo Penal del Tribunal Supremo le condenara a diez años de inhabilitación por alterar el turno de custodia de un menor para que asistiese a una procesión de la Semana Santa de Sevilla, y ha aseverado que, cuando fue inhabilitado, "era un juez molesto que se atrevió a criticar la ideología de género".

   En rueda de prensa, en la que ha estado acompañado por su abogado, Fernando Rodríguez Galisteo, Francisco Serrano ha lamentado el "calvario y la travesía en el desierto" sufridos durante estos seis años tras ser inhabilitado tres meses después de haberse manifestado "en contra de un determinado concepto ideológico", añadiendo que "nadie en España, ningún juez ni ningún ciudadano, tiene que ser perseguido por razón de pensamiento".

   "Mi idea es volver a la carrera judicial, ponerme la toga, rehabilitarme como magistrado y pedir una excedencia", como hizo el juez Javier Gómez de Liaño, ha adelantado Serrano, que pedirá el indulto y estudiará acudir al Tribunal Europeo de Derechos Humanos para obtener su "completa rehabilitación" después de que el Constitucional haya anulado la sentencia del Supremo que le condenó a diez años de inhabilitación, confirmando no obstante el fallo del TSJA que le impuso dos años de inhabilitación.

   El que fuera juez de Familia de Sevilla ha asegurado que, "después de esta travesía por el desierto", volverá a ser juez, "porque es mi toga, mi vocación", tras lo que solicitará una excedencia "para seguir trabajando y sirviendo a la Justicia desde el otro lado de la mesa"

   Según ha subrayado, "para mí es motivo de alegría" la sentencia del Constitucional "porque recupero la toga" y "no van a poder decir que soy un juez inhabilitado, sino rehabilitado". "Ha sido un periplo muy duro, hemos pasado una travesía por el desierto, hemos atravesado el Mar Rojo, porque me dejaron desnudo y sin nada en absoluto cuando me dijeron que dejaba de ser magistrado", ha denunciado.

   Por ello, "he tenido que reinventarme" --actualmente ejerce como abogado en un despacho profesional de Sevilla-- y que "pasar una metamorfosis muy dura", ha indicado Francisco Serrano, que ha afirmado que tanto su esposa como él mismo han sufrido problemas de salud a consecuencia de su inhabilitación como juez.

CASO "ÚNICO" EN ESPAÑA Y EUROPA

   "Me he podido reinventar desde un aspecto profesional, pero el daño moral seguía ahí, porque cada vez que iba a los juzgados de Familia tenía esa espina clavada, el decir que era un juez inhabilitado por una situación manifiestamente injusta", ha agregado Serrano, que cuenta con 21 años de ejercicio profesional como juez y que considera que se trata de un caso "único" en España y en Europa "que va a llegar a las hemerotecas y a los libros de texto de Derecho".

   Serrano ha defendido que, al cambiar el turno de custodia del menor, hizo lo "correcto", como era "proteger el interés de un niño". "La contraprestación era simplemente que una madre estuviera 24 horas menos con su hijo, y les puedo asegurar que hay miles de padres y madres que se han quedado una vida entera sin estar con sus hijos y no se ha adoptado ningún tipo de medida", ha apostillado.

   "Volvería a tomar la misma decisión, lo único que hice fue proteger el interés del menor, la medida era objetivamente beneficiosa para el niño y se cumplía con su voluntad y con su deseo", ha defendido el abogado, que ha recordado que en el año 2006 ya dictó una medida "idéntica" con respecto a otro menor a fin de que pudiera salir en la cofradía de Los Gitanos, algo que le agradecieron incluso los padres. "Todavía no era un juez molesto", ha opinado.

"CLIENTELISMO POLÍTICO"

   A su juicio, el Poder Judicial "está en la UCI" al encontrarse "sometido al clientelismo político, que hace muchísimo daño a la Justicia, pues criterios ideológicos se imponen a criterios legales", punto en el que ha denunciado la existencia de "muchos jueces cobardes que cometen injusticias porque saben que tienen un control mediático y político sobre sus decisiones".

   "A mi me han condenado por otras cosas; hacía tres meses" que la presidenta del Observatorio contra la Violencia de Género "había dicho que me tenían que echar de la carrera judicial por lo civil, lo disciplinario, lo penal o lo militar", ya que "era un juez molesto porque me había atrevido a criticar las cuestiones relacionadas con la ideología de género, había sido un juez políticamente incorrecto".

   El abogado ha señalado que, ahora, el Ministerio de Justicia "tendrá que hacer un cálculo de los años que he estado indebidamente inhabilitado", no obstante lo cual "la cuestión económica es secundaria" y "lo importante es mi honor, dignidad, prestigio e imagen".

   Para finalizar, ha querido agradecer el apoyo recibido por sus abogados, Foro Judicial Independiente, compañeros jueces y familia, e incluso ha trasladado este agradecimiento al arzobispo de Sevilla, Juan José Asenjo, y a Dios. "Soy creyente y nunca he perdido la esperanza, la fe, de que en esa travesía del desierto encontraríamos la tierra prometida", ha sentenciado.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies