Participa avisa de las "nefastas consecuencias" de la reordenación del comercio ambulante en Semana Santa

 

Participa avisa de las "nefastas consecuencias" de la reordenación del comercio ambulante en Semana Santa

Publicado 05/04/2017 19:56:10CET

SEVILLA, 5 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Grupo de concejales de Participa Sevilla en el Ayuntamiento hispalense ha avisado este miércoles de las "nefastas consecuencias" de la reordenación de los puestos de comercio ambulante en el casco histórico de cara a la Semana Santa. Frente a las decisiones "autoritarias", la formación naranja reclama "diálogo" al Gobierno local socialistas.

En un comunicado de prensa, el edil de Participa Sevilla Julián Moreno ha denunciado la "chapuza" que va a llevar a cabo el Gobierno municipal de Juan Espadas con la reordenación de la venta ambulante que ha realizado de cara a la nueva Semana Santa. "Entendemos la dificultad de abordar esta problemática, pero no podemos permitir el autoritarismo y la desconsideración que ha tenido este equipo de Gobierno con el colectivo de vendedores ambulantes", ha manifestado Moreno, tras reunirse con Séfora Vargas, abogada de una importante parte de las personas afectadas y presidenta de la Asociación para la Promoción y Desarrollo Económico Integral del Pueblo Gitano

Según relata Vargas, la postura del Ayuntamiento les ha causado "indefensión", ya que se han visto obligados a acatar disposiciones "dictatoriales", y ha sido necesaria "la intervención del Defensor del Pueblo andaluz y su actuación para disminuir el número de comerciantes reubicados forzosamente".

"Sin embargo, dentro del plan de evacuación que han previsto se encuentran la calle Imagen y la Campana, pero ahí se colocan sillas. ¿Cómo van a evacuar a nadie por ahí? ¿Alguien sabe dónde está previsto la instalación de hospitales de campaña como exige este nivel de alerta?", se ha preguntado Moreno, que también ha pedido un trato "igualitario" a todos los colectivos protagonistas de estos importantes días en la ciudad.

"Para estas personas, muchas de ellas en riesgo de exclusión social, el momento de mayores ventas son la Semana Santa y la Feria, por lo que se encuentran muy afectadas", ha manifestado Moreno. Según la nueva ordenación, además de perder su ubicación tradicional, se les colocará de forma conjunta, con lo que en la plaza del Cristo de Burgos, por ejemplo, irían ocho puntos de venta de la misma mercancía: almendras garrapiñadas, algodones, caramelos, etcétera.

"Les condenan al ostracismo. Quizás los que estén en las esquinas aún vendan algo, pero los del centro nada", ha apostillado Moreno. "El colectivo de comerciantes ambulantes entiende que tengan que ser reubicados, aunque les gustaría mantener sus espacios tradicionales. Primero, llegaron a un acuerdo con el equipo de Gobierno, pero fue vetado por la Gerencia de Urbanismo. Desde entonces, la comunicación ha sido mínimo y meramente informativo y con muy poca antelación a la celebración de estos días por lo que se sienten profundamente ofendidos por el trato del equipo técnico de Urbanismo", ha denunciado Moreno.

En resumen, según Moreno, el Gobierno local socialista ha mostrado "un gran autoritarismo y desprecio ante las consecuencias que sus decisiones van a tener en este colectivo. En vez de apostar por el consenso y la mejor solución posible para todos, han apostado por el ordeno y mando que tendrá nefastas consecuencias para una población que suele estar en condiciones muy desfavorecidas", ha concluido Moreno.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies