Paralizadas las obras del Desfiladero de La Hermida por el Año Lebaniego

Desfiladero de la Hermida
TURISMO DE CANTABRIA (CONSEJERÍA DE TURISMO)
Publicado 11/05/2017 16:49:43CET

La decisión se ha acordado en una reunión con presencia de alcaldes de Liébana y a petición de los empresarios turísticos de la zona

SANTANDER, 11 May. (EUROPA PRESS) -

La Demarcación de Carreteras en Cantabria del Ministerio de Fomento ha decidido suspender las obras en el Desfiladero de la Hermida hasta después del verano, debido a la importante afluencia de visitantes que se espera por la celebración del Año Jubilar Lebaniego.

La decisión se ha tomado a petición de los alcaldes de la comarca y de varios empresarios del sector turístico de la zona, ha informado la Delegación del Gobierno en Cantabria, que ha indicado que las obras se reanudarán en la segunda quincena de noviembre.

Así se acordó recientemente en una reunión celebrada en Potes a la que asistieron representantes de todos los municipios de la zona de Liébana, además de los técnicos de la Demarcación de Carreteras y del delegado del Gobierno en Cantabria, Samuel Ruiz.

Esta reunión era continuación de otra anterior celebrada también en Potes en la que se analizó la problemática de la ejecución de las obras y sus consecuencias en las afecciones al tráfico inevitables dada la angostura del corredor y la dificultad de un itinerario alternativo.

Analizando el calendario y previendo los puentes vacacionales del Pilar en octubre y Todos los Santos, se acordó reiniciar las obras a partir de la segunda quincena de noviembre.

La ejecución de las obras va a requerir cortes totales de tráfico en la carretera N-621, siempre dejando a salvo de los mismos los fines de semana.

Por otra parte, se han mantenido conversaciones y reuniones con la Dirección General del Medio Natural del Gobierno de Cantabria, que es el órgano que establece las restricciones a la ejecución de las obras, ha precisado la Delegación, derivadas de la Declaración de Impacto Ambiental emitida en su momento por el MAGRAMA.

En esas reuniones se explicó el nuevo proceso constructivo previsto para el ensanche de los puentes sobre el río Deva, en el que los trabajos se ejecutan desde la plataforma de la carretera sin necesidad de afectar al cauce, y a la vista de la documentación técnica remitida por la Demarcación, esa Dirección General va a permitir el trabajo en los puentes en el periodo de noviembre a marzo al considerar a las actividades derivadas de este proceso constructivo como de "bajo impacto" para las aguas, lo que hasta ahora no estaba permitido.

En consecuencia una vez que se reinicien las obras, se podrá continuar trabajando ininterrumpidamente, además precisamente en un periodo en el que la Intensidad Media Diaria del tramo de carretera es "el más bajo de todo el año".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies