Detenidos en Seseña (Toledo) un hombre y una mujer por presunta estafa mediante prácticas rituales

 

Detenidos en Seseña (Toledo) un hombre y una mujer por presunta estafa mediante prácticas rituales

Actualizado 09/02/2010 13:41:31 CET

Mediante prácticas rituales prometían a sus víctimas solucionar sus problemas económicos y sentimentales

TOLEDO, 9 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Guardia Civil de Seseña (Toledo) detuvo ayer a dos personas, G.A.A.P., varón y C.A.S.A.C., mujer, como presuntos autores de delito continuado de estafa mediante prácticas rituales. Los hechos investigados se cometieron desde el año 2000 hasta diciembre del año 2009, en la localidad de Seseña (Toledo), destacando por su número e importancia los realizados durante el pasado 2009.

Las víctimas del delito son un total de ocho personas que habían abonado a los detenidos, en sucesivas ocasiones, un total de 60.000 euros, según informa la Guardia Civil en nota de prensa.

Los detenidos entablaban contacto con personas que tenían pequeñas empresas cuyo funcionamiento estaba sufriendo periodos de crisis económica, y en algún caso, la pareja también tenía problemas de convivencia o separación.

Ante la situación anímica, psicológica y a veces de desesperación que estas personas estaban sufriendo, aparecía la detenida, que con excelentes dotes de persuasión, y dotada de un don especial de palabra, conseguía convencer a estas personas de que estaban poseídos por males o maldiciones que ella podía subsanar mediante "limpiezas espirituales", "baños de resurrección" y otros "trabajos" similares.

FRASCOS, ESENCIAS Y AMULETOS

De esta manera conseguían que sus víctimas le abonaran de manera reiterada, diversas cantidades de dinero para, en teoría, adquirir los frascos con esencias, velas, amuletos, y otros productos que utilizaban durante sus rituales.

Para apoyar esos poderes especiales que decía poseer, se aprovechaba del acceso que las víctimas le permitían a sus viviendas, donde dejaba subrepticiamente objetos --manos negras de cera con el nombre de la familia y la palabra muerte, calaveras, etc.-- que luego encontraban las víctimas. Eso les hacía pensar que efectivamente estaban maldecidos o poseídos y que tenían unos supuestos enemigos que les estaban embrujando, acudiendo a la detenida, que les recomendaba otra nueva limpieza, que volvía a cobrar.

La Guardia Civil recuerda que, en muchos casos, sobre todo cuando hay interés económico, las personas que dicen tener poderes especiales para solucionar problemas económicos o de salud, pueden ser estafadores por lo que recomienda asesoramiento bien antes de abonarles cantidad alguna y denunciarlos en caso que se sospeche haber sido víctima de estos individuos.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies