Documentada una de las mayores erupciones volcánicas del planeta

 

Documentada una de las mayores erupciones volcánicas del planeta

Contador
Erupción volcánica
WIKIPEDIA
Actualizado 11/10/2017 11:13:02 CET

   MADRID, 11 Oct. (EUROPA PRESS) -

   El nordeste del Pacífico fue el hogar de una de las erupciones volcánicas conocidas más grandes de la Tierra, una emisión de gas sulfúrico durante milenios que bloqueó el sol y enfrió el planeta.

   Sólo otras dos erupciones -las inundaciones de basalto de los Traps Siberianos y las Traps de Deccan- fueron más grandes y produjeron dos de las grandes extinciones de la Tierra.

   "Esto habría sido devastador regionalmente debido al efecto de lluvia ácida de las erupciones", dijo John Wolff, profesor de la Escuela de Medio Ambiente de la Universidad de Wisconsin, autor principal de la investigación. "Tuvo un efecto global sobre las temperaturas, pero no lo suficientemente drástico como para empezar a matar seres vivos, o no mató los suficientes como para afectar al registro fósil".

   La investigación aparece en Geology. Comenzando hace 16,5 millones de años, dicen, los respiraderos en el sureste del estado de Washington y el noreste del de Oregon expulsaron una serie de flujos que llegaron casi a Canadá y todo el camino hasta el Océano Pacífico. Los flujos crearon el Wapshilla Ridge dentro del Grande Ronde Basalt, un bloque de un kilómetro de grosor, familiar para los viajeros que pasan por el Columbia Gorge y la mayor parte del este de Washington. Los investigadores dicen que es "la unidad de basalto de inundación cartografiada más grande de la Tierra".

   Los investigadores estiman que, a lo largo de decenas de miles de años, las inundaciones generaron entre 242.000 y 305.000 millones de toneladas de dióxido de azufre. Eso es más de 4.000 veces la salida de la erupción del Monte Tambora de 1815 en la actual Indonesia. Esa erupción reciente cubrió la Tierra con un velo de aerosol, provocando el 'Año sin verano' y escasez de alimentos en todo el hemisferio norte.

   El volumen de gas emitido por las lavas de Wapshilla Ridge, según los investigadores, "equivale a una erupción de Tambora cada día durante 11 a 16 años".

   La mayoría de los gases de la lava fueron liberados durante las erupciones, pero parte del gas permaneció atrapado en cristales cerca de los respiraderos volcánicos. Klarissa Davis, autora principal del estudio, analizó los gases como parte de sus estudios de doctorado. Los otros autores son Michael Rowe, ahora en la universidad de Auckland, y Owen Neill, ahora en la universidad de Michigan.

   Wolff pone la erupción en una de tres clases de cataclismos; los otros dos son una erupción de la caldera como el volcán Yellowstone y el impacto de un asteroide. Una erupción similar hoy "devastaría la sociedad moderna a nivel mundial", dijo Wolff.

   La erupción también proporciona una visión del funcionamiento del cambio climático. Tuvo lugar en lo que se conoce como el Miocene Climactic Optimum (MCO), cuando unos 50 millones de años de enfriamiento fueron interrumpidos por 2 grados Celisus de calentamiento. Pero en su apogeo, el MCO tuvo un breve período de enfriamiento que coincide con la erupción de Wapshilla y su profusión de dióxido de azufre.

 

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies