La UCE recupera 500.000 euros para afectados por participaciones preferentes o deuda subordinada

Actualizado 27/02/2013 16:32:11 CET

CASTELLÓN, 27 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Unión de Consumidores de Castellón (UCE) ha recuperado para los consumidores de la provincia de Castellón más de 1 millón de euros en 2012, de los que 500.000 euros corresponden a tres procedimientos relacionados con participaciones preferentes y deuda subordinada, que han afectado a 12 ahorradores.

Además de estos tres procedimientos que han acabado en acuerdos con dos entidades financieras, la UCE tramita por la vía judicial los casos de otros afectados en esta materia, en los que se reclama una cuantía que ronda los 9.000 euros. En la provincia de Castellón hay unos 10.000 afectados al respecto, de los que el 70 por ciento son clientes de la antigua Bancaja, integrada en Bankia, según ha informado este martes en rueda de prensa el secretario general de la UCE, Juan Carlos Insa.

Insa ha lamentado que en el tema de las participaciones preferentes y deuda subordinada no se ha dado solución, "sobre todo a los afectados que eran clientes de la antigua Bancaja". En este sentido, ha explicado que, en estos casos, se produjo un primer engaño con la suscripción de las participaciones preferentes y deuda subordinada; otro engaño cuando prácticamente se les forzó a la conversión de acciones de las mismas, que ha hecho que un 80 por ciento haya perdido la inversión realizada; y ahora se produce un tercer engaño a raíz de la posibilidad de que estos afectados puedan acudir a un arbitraje".

En esta línea, ha apuntado que podrán acudir al arbitraje "todos los afectados menos prácticamente los clientes de Bancaja porque se excluye a aquellos que hayan aceptado la conversión, que suponen más del 95 por ciento de afectados de esta entidad.

El asesor jurídico de la UCE, Enric Pallarés, ha asegurado que este arbitraje en la Comunitat Valenciana "no va a servir prácticamente para nada", y ha aclarado además que de la totalidad de afectados que quieran acudir al arbitraje primero tendrán que aceptar una conversión en acciones y, posteriormente, la documentación pasará a una consultora que revisará los expedientes, "por lo que los que se aceptarán serán aquellos que se ganarían fácilmente en el juzgado".

Entre los afectados, los representantes de la UCE han explicado que, como casos "anecdóticos", está el de un cliente italiano que no sabe hablar español y, sin embargo, "el banco donde adquirió las participaciones preferentes dice que había aceptado todas las condiciones y que sabía perfectamente lo que estaba firmando", o una mujer incapacitada judicialmente desde hace 25 años que había invertido unos 85.000 euros.

212 JUNTAS ARBITRALES

Por otra parte, la UCE instó en 2012 un total 212 juntas arbitrales y celebraron 121. Por esta vía del arbitraje se ha devuelto a los consumidores alrededor de 60.000 euros, con una cuantía media de 300 euros, y se ha estimado total o parcialmente la reclamación del consumidor en el 78 por ciento de los casos.

Insa ha destacado que en 2012 se produjo otro hecho "extraordinario", que son las cláusulas suelo en las escrituras de créditos hipotecarios. En este sentido, la UCE ha presentado reclamaciones a las entidades financiaras al considerar que dicha cláusula puede ser abusiva. En algunos casos no sólo se ha decretado la nulidad de la cláusula, sino que la entidad financiera ha reintegrado hasta 6.550 euros a un afectado por la diferencia entre si se aplicaba esta cláusula o no, ha dicho el secretario general de la Unión de Consumidores.

Otro montante importante de dinero que se ha devuelto a los consumidores procede de los procedimientos instados por la UCE por vicios o defectos en la construcción y por incumplimientos contractuales -unos 400.000 euros-, en los que se reclama una cuantía media de entre 80.000 y 90.000 euros.

Juan Carlos Insa ha explicado que la mayor parte de las reclamaciones de los consumidores --170-- se centran en el sector de las telecomunicaciones, sobre todo telefonía móvil y acceso a Internet, mientras que se "han disparado" las relacionadas con las entidades financieras debido a la emisión de participaciones preferentes y deuda subordinada, la inclusión de la cláusula suelo en las hipotecas de interés variable, las comisiones aplicables por las entidades financieras y las ejecuciones hipotecarias y los desahucios.

Respecto las ejecuciones hipotecarias o desahucios, la UCE ha señalado que, en estos casos, tan sólo se dedica a informar y asesorar a los afectados , "ya que tenemos un margen de maniobra muy estrecho debido a que la dación en pago tiene tales condiciones que no se da nunca y sólo se obliga a las entidades financieras a presentar una propuesta de refinanciación y, si el cliente no puede aceptarla, se iría a la quita o dación en pago, pero todo queda en manos de la entidad".

En este sentido, ha destacado que cada vez se producen más consultas relacionadas con este tema por parte de gente que pertenecía a la clase media, "es decir, personas que tenían contrato fijo y se embarcaron en la compra de una vivienda y ahora han perdido el empleo y no pueden hacer frente a los pagos".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies